Scioli descarta un nuevo aumento de impuestos este año

Edición Impresa

Buenos Aires - El director ejecutivo de la Agencia de Recaudación de Buenos Aires (ARBA), Martín Di Bella, ratificó que el Gobierno del justicialista Daniel Scioli no avanzará este año en una política de nuevos aumentos de impuestos.

«Estuvimos reunidos con los diputados de los diferentes bloques y dejamos claro que no pensamos en aumentos de impuestos; las dos reformas impulsadas por el gobernador fueron suficientes para trabajar, y los resultados están a la vista», aseguró el funcionario a este diario.

Días atrás, el ministro de Economía nacional, Amado Boudou, había puesto como ejemplo a los retoques tributarios impulsados por el mandatario bonaerense, como parte de su cuestionamiento al Gobierno del socialista Hermes Binner (Santa Fe), al que le aconsejó que se maneje con «responsabilidad fiscal».

En paralelo, Di Bella remarcó que el nivel de recaudación de Buenos Aires del primer trimestre de este año fue un 25% superior al de igual período del año pasado, y que la performance se ubica un 5% arriba de la pauta presupuestaria, en una tendencia «que seguirá en abril».

Según el titular de ARBA, esa postal se debió a dos factores centrales: «la mejora en los índices de la economía global y la aplicación de los distintos mecanismos de fiscalización» que lleva adelante el organismo.

Lejos del tono mediático que supo imprimirle al cargo el polémico Santiago Montoya -y que, en rigor, tampoco replicó luego Rafael Perelmiter-, Di Bella aseguró además que hasta el momento el organismo «ha informado deuda por 2 mil millones de pesos, que involucra a 200 mil contribuyentes», y recordó que según las metas del plan provincial de gastos 2010, el distrito apuesta a recaudar 25 mil millones de pesos de recursos propios.

Se trata de un objetivo clave, ya que -según lo remarcado por el funcionario-, el 60% de los fondos que maneja el Gobierno provincial tiene su origen en la recaudación de ARBA, mientras que de cada 10 pesos que gasta la provincia, cuatro son de origen propio.

En ese marco, el paquete de medidas más recientes impulsadas por ARBA para luchar contra la evasión incluye la decisión de aplicar la lupa sobre cerca de 70 mil partidas inmobiliarias -de propiedades con valor fiscal superior a los 100 mil pesos- que no tuvieron movimientos en los últimos años, para detectar mejoras no informadas.

Se trata del denominado Operativo Reciclaje, que arrancó ya en propiedades de Vicente López y que continuará en otros puntos del norte del conurbano y en la zona sur.

Fotos

La iniciativa incluye el cotejo de fotografías actuales de la vivienda con fotos satelitales, y una posterior intimación -de ser el caso- al contribuyente para que informe en ARBA las mejoras aplicadas en la propiedad, con el consiguiente impacto sobre el pago del impuesto inmobiliario.

La agencia recaudadora aplicó, además, en los últimos días la política de retener vehículos de alta gama con deudas impositivas, como factor de presión para los morosos. La embestida se concretó hasta el momento en cinco casos y, en promedio, cada dueño canceló una deuda de alrededor de 20 mil pesos (la mitad en el momento y la otra a los 15 días).

Dejá tu comentario