Los motivos por los que el precio del Bitcoin podría volver a derrumbarse

Según un analista del mercado, los inversionistas de largo plazo entraron en una fase de ventas que empuja el valor del Bitcoin hacia abajo para encontrar un equilibrio.

El Bitcoin volvió a situarse alrededor de los u$s48.000 pero continúa la tendencia a la baja. Por este motivo, algunos analistas ya comenzaron a referirse a la dificultad de la criptomoneda en sostenerse en valores cercanos a los u$s50.000.

El 23 de agosto, Bitcoin rompió el nivel clave en 50.000, alcanzando el precio más alto en los últimos meses. Paypal reveló recientemente que sus clientes del Reino Unido pronto podrán comprar Bitcoin, Ethereum, Bitcoin Cash y Litecoin.

Se creía que el tan esperado movimiento de la compañía hacia las criptomonedas era uno de los principales catalizadores del crecimiento masivo de Bitcoin en el cuarto trimestre de 2020. Sin embargo, al mismo tiempo surgieron muchos factores bajistas.

Pese a que el panorama del precio de bitcoin (BTC) se mantiene alcista a largo plazo, podría haber una corrección, señaló el analista Willy Woo en su último boletín de mercado. Partiendo de nuevos datos on-chain, Woo afirma que los inversionistas de largo plazo entraron en una fase de ventas de magnitud mediana. "Nuestro modelo de oferta y demanda se encuentra en una divergencia bajista, lo que sugiere que el precio ahora debe corregirse a niveles más bajos para encontrar el equilibrio", afirma Woo.

El analista señaló que el lunes 23 de agosto donde advirtió un flujo de BTC "más grande de lo normal" entrando a los exchanges para ser vendidos, junto a un movimiento de monedas de inversionistas de largo plazo hacia especuladores que fue el motivo por el cual el valor aumentó. Sin embargo aclaró: "Este flujo masivo de monedas que estaban acumuladas, hacia los mercados especulativos representa una visión bajista", asegura Woo.

Otro motivo señalado es el panorama internacional financiero: los casos de COVID-19 en aumento en todo el mundo y los datos económicos menos que satisfactorios, los inversores están preocupados porque la Fed posiblemente elimine el estímulo y comience a cambiar su exposición al dólar estadounidense.

En cuanto a la oferta, se ve un claro aumento: "Es evidente que el lado de la oferta del mercado se ha expandido, mientras que el precio aún no lo ha reconocido con una corrección a la baja. Es una configuración bajista, lo que nos gusta llamar una divergencia bajista".

Con los datos que se tienen hasta ahora, la expectativa es de un retroceso del precio "de magnitud desconocida, hasta que entren nuevos datos en juego", sostiene Woo. En el mecanismo de descubrimiento de precios, la banda entre u$s40.000 y u$s45.000, es un área de fuerte soporte técnico, según el analista.

Dejá tu comentario