Agrarios y ecologistas, a Europa por regalías

Campo

El presidente de la Federación Agraria Argentina (FAA), Eduardo Buzzi, denunciará ante los países de la Unión Europea el riesgo que representan para los productores locales las amenazas de la empresa Monsanto de embargar las cargas de soja transgénica para cobrar una patente que no tiene registrada en el país, informó esta tarde la entidad agropecuaria.

El dirigente «viajará a Europa para denunciar el peligro de que Monsanto convierta a los agricultores argentinos en arrendatarios de semillas y logre la privatización de los recursos genéticos vegetales», indicó la comunicación.

Buzzi viajará del 2 al 10 de abril próximo a Alemania e Italia invitado por Greenpeace Argentina para denunciar la «ilegalidad» de los procedimientos que amenaza con desplegar la multinacional en los puertos internacionales para cobrar un canon de 15 dólares por tonelada de soja despachada desde la Argentina.

La primera presentación la realizará en Munich ante la Oficina de Patentamiento de la Comunidad Europea que funciona en esa ciudad de Alemania.

• Perjuicios

Posteriormente, cumplirá una gestión similar en Roma, Italia, para contrarrestar «la ofensiva de la multinacional estadounidense que puede provocar graves perjuicios a los productores argentinos y a la economía del país», señala el informe.

Monsanto pretende cobrar un resarcimiento, «además de los que ya cobra», sobregranos, harina de soja y otros productos derivados que «contengan el gen Round-up Ready (RR) apelando al presunto de derecho de propiedad que poseería en otros países» sobre ese evento
.

La comunicación indicó que Buzzi expondrá sobre los sistemas de protección de la propiedad intelectual de las innovaciones en vegetales vigentes en el orden internacional y sus efectos sobre los derechos del agricultor, así como el avance de la privatización de los recursos genéticos en el mundo.

Dejá tu comentario