Lluvias no alcanzaron para frenar la sequía

Campo

El cuadro adjunto muestra la proyección de resultados para la zona oeste de Buenos Aires, sobre la base de los precios estimados a cosecha 2004. Se presentan las cifras para los cultivos realizados por administración en campo propio, y bajo la forma de porcentaje o arrendamiento en campos de terceros. Las precipitaciones registradas hace 2 semanas en la zona resultaron muy oportunas, pero no suficientes. En general, al este de la localidad de Pehuajó las lluvias resultaron de buen milimetraje, y hasta excesivas en algunos casos. Desde esta localidad hacia el Oeste, hasta la altura de la Ruta 33 aproximadamente, que corre de Norte a Sur, las precipitaciones rondaron los 30 a 60 mm. Esta cantidad alcanzó para interrumpir la incipiente sequía, y facilitó el establecimiento de los lotes de trigo recién implantados, pero no alcanzaron para recargar el perfil con humedad. Desde la Ruta 33 hacia La Pampa, en cambio, los registros fueron muy inferiores y dispersos, con lo cual el trigo sigue sufriendo la falta de humedad. Se observa en general un atraso en el desarrollo del trigo, provocado por las intensas heladas y la escasez de humedad. Los lotes en siembra directa han sufrido menos la falta de lluvia. Las precipitaciones activaron la aplicación de herbicidas en trigo, y también los trabajos de barbecho para granos gruesos, tanto mecánicos como químicos. En contraste con esta situación, el precio del trigo siguió subiendo, de la mano de los problemas de sequía y calor en los principales países productores, que obligaron a ajustar hacia abajo los stocks finales en las proyecciones del USDA. En los últimos 30 días el precio futuro enero/’04 aumentó 14.2 u$s/t. De acuerdo con los costos que se presentan en el cuadro, esta suba representa un aumento de 48 u$s/ha en el margen bruto proyectado para un rinde de 35 qq/ha. En los últimos días se insinúa un ajuste hacia arriba también en los granos gruesos, principalmente en maíz y soja, también por el calor y la falta de lluvias en algunas regiones del Hemisferio Norte. Esto permite encarar el inicio de la campaña con mayor optimismo en cuanto a resultados, aunque falta aún mucho camino por recorrer.

Dejá tu comentario