14 de noviembre 2005 - 00:00

Los chacinadores dicen que se quedan sin materia prima

La evolución de las importaciones empieza a preocupar a los chacinadores del país.
La evolución de las importaciones empieza a preocupar a los chacinadores del país.
Debido a la falta de abastecimiento local de cerdos, la industria de chacinados completa sus requerimientos de materias primas, pulpas de jamón, paleta, bondiola, recortes, tocino, etc. importándolos de Brasil. Esta situación se repite año tras año, según informó la Cámara Argentina de la Industria de Chacinados y Afines.

A partir del cierre preventivo impuesto por el SENASA al ingreso de carnes de cerdo, susceptible a la fiebre aftosa, la industria de chacinados nacional «comienza a desabastecerse de la preciada materia prima», según se quejaron.


«En promedio, durante el presente año las pulpas de jamón importadas representan 40% de la pulpa que entrega la faena nacional», indicaron.

¿Cómo se sustituirá esta falta? Expresó la Cámara que «la faena nacional desde el año 2001 hasta la fecha decae. Pero si observamos los precios de los cerdos desde diciembre de 2001 hasta la fecha, se observa una suba permanente. La leve recuperación de la faena desde el año 2004 hasta la fecha está muy lejos de sustituir las importaciones históricas».


Las pulpas de jamón procedentes de Brasil «son cortes deshuesados desgrasados a cinco músculos, que ingresaron en promedio, en enero-setiembre de 2005, 750 toneladas mensuales, lo que equivale a las pulpas de 65.000 cerdos, o sea, 40% más de faena».

• Precios

«Debemos tomar conciencia del rol que cada operador de la cadena agroindustrial porcina desempeña, y tener mucho cuidado con las medidas que se adoptan. Hoy el precio del cerdo sube semana a semana, pero así como suben los precios internos de materias primas, suben los ingresos de fiambres, productos terminados, del Brasil y a precios predatorios para la industria nacional en principio y para la producción nacional de cerdos en definitiva», aseguró el ente privado.

La Cámara de Chacinados dice que «los precios de los cerdos desde diciembre de 2001 hasta la fecha han observado una suba permanente, superando incluso, ampliamente, la cotización del dólar: en diciembre de 2001 el cerdo en pie cotizaba a $ 0,71/kg vivo; hoy el promedio oscila los $ 2,77/kg vivo, lo que equivale a un incremento de 290%».

Este aumento en las materias primas «fue imposible trasladarlo al producto terminado, y hoy ante el desabastecimiento en puertas, la producción continúa presionando con más aumentos de precios y plazos más cortos», se defendieron los chacinadores. En este punto se destaca que «los precios porcinos oficiales corresponden a la semana anterior para el lector; es importante aclararlo ya que se vienen registrando subas de alrededor de 3% semanal».

Dejá tu comentario