El fútbol, un bien cultural argentino (no debe ser vehículo para que salgan dólares del país)

Deportes

Los clubes decidieron rescindir el contrato de TV con Fox/ESPN por "graves incumplimientos". La televisación del fútbol, nuevamente en discusión.

Los clubes nucleados en la Liga Profesional de Fútbol rescindieron el contrato de televisación con Fox por “graves incumplimientos” al no informar de forma fehaciente la fusión de Disney con la propia señal Fox. Esta decisión pone nuevamente sobre el tapete la discusión en torno a la televisación de fútbol, un deporte que forma parte de la idiosincrasia argentina, una pasión a partir de la cual se construye un verdadero patrimonio cultural, con cientos de clubes diseminados por todo el país, y una actividad social que es refugio de miles de familias. Sin embargo, detrás de ese bien cultural de los argentinos se esconde el millonario negocio de la televisación de los partidos, en donde empresas extranjeras se quedan con los derechos de transmisión mediante jugosos contratos, que terminan siendo una vía para la salida de dólares de la Argentina.

En tiempos en donde los dólares no abundan, estos contratos suponen una demanda de billetes extra para que los grandes conglomerados de medios extranjeros se lleven el dinero fuera de la Argentina.

Esta mañana, en una reunión comandada desde el predio de la AFA en Ezeiza por varios dirigentes, a la que se sumaron otros vía Zoom, los representantes de los clubes votaron para rescindir de forma “irrevocable” el vínculo con Fox, una de las dos compañías que desde el año 2017 comparte los derechos de TV para la transmisión del fútbol de la primera división argentina.

La historia reciente muestra que Disney (controlante de ESPN) decidió iniciar en Argentina la fusión de hecho luego de adquirir globalmente a la firma Fox, lo que provocó cambios en los canales deportivos. La fusión se hizo sin tener el aval de las autoridades de regulación de la competencia de la Argentina, que aún no se pronunció sobre si esa operación vulnera las regulaciones respecto a la concentración de medios.

En este sentido, la empresa FSLA Holdings LLC (Fox Sports) nunca informó su fusión con ESPN tras ser adquirida por el Grupo Disney lo que conlleva a un “grave incumplimiento” del contrato audiovisual. Es que según el contrato firmado oportunamente, cualquier cambio de control debe ser informado dentro de los 30 días, pero Disney inició la fusión principios del año pasado.

Tal como consigna el portal Doble Amarilla, los dirigentes argumentaron que “durante más de 18 meses en los cuales mantuvieron oculto el Cambio de Control ya ocurrido, ha impedido a las Entidades del Futbol el ejercicio de sus derechos contractuales, a cuyo efecto la cláusula 21.15 había establecido el deber de notificación respecto del acaecimiento de un Cambio de Control dentro de un plazo esencial acompañando la documentación pertinente para acreditar las calidades requeridas y las garantías suficientes para las Entidades del Fútbol”.

Al respecto, la Comisión Nacional de Defensa de la Competencia (CNDC) recomendó a la Secretaría de Comercio Interior a través de un dictamen anular la operación de fusión entre Disney y Fox por considerar que la misma profundiza la concentración económica y restringe la competencia.

Entre los considerandos se “estima que la operación tiene la potencialidad de restringir o distorsionar la competencia” sugiere a la Secretaría de Comercio que “comunique los reparos a ambas empresas para que modifiquen los términos de la fusión”.

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario