Inversores en Bolsa, otra vez perjudicados

Economía

La Comisión Nacional de Valores (CNV) no bloqueará la oferta de compra que Sao Pablo Alpargatas lanzó para los accionistas minoritarios. «Se trata de una operación voluntaria y, por ende, lo único que podemos exigir es que se ponga toda la información a consideración de los inversores.»

El malestar en el mercado surgió por el hecho de que la compra de acciones al grupo de control de la tradicional compañía textil se pactó a un valor de $ 6,80. Sin embargo, a los accionistas minoritarios sólo se les ofrece la recompra a $ 5,80, o sea casi 15% menos. El desencanto se palpó ayer en la cotización de la acción, que perdió 5,4% (cerró en $ 5,24) en el mercado porteño y fue la más castigada del panel Merval.

Los brasileños sólo ofrecen rescatar del mercado un porcentaje de Alpargatas (25%), con el objetivo de acrecentar su control hasta 60% del total de las acciones. El presidente de la Bolsa porteña, Adelmo Gabbi, destacó que «40% de la empresa seguirá cotizando en el mercado de capitales. Cada inversor deberá definir si prefiere vender el papel o quedárselo».

La CNV aprobará hoy, luego de más de un año y medio de discusiones, el código de «buen gobierno» para las empresas cotizantes. Se trata de una suerte de «reglas de transparencia» para que los inversores chicos tengan acceso a más información sobre determinados comportamientos de las empresas. Ello incluye mecanismo de dividendos, política de directores independientes y cuál es el esquema en caso de recompra de las acciones que cotizan.

  • Privilegio

    La transacción pone una vez más bajo el tapete la discusión respecto de las normas de protección para los accionistas minoritarios. En este caso, claramente el privilegio lo tienen los accionistas que poseen el control de la empresa. Son tres fondos de inversión que llegan a poco más de 35%. Y con ese porcentaje consiguieron que los compradores pagaran un precio adicional para quedarse con el control operativo.

    Los minoritarios, en cambio,al encontrarse atomizadosno pueden hacer valer su participación, pese a que representan conjuntamente casi 65% de la compañía.

    Representantes de Sao Paulo-Alpargatas, ejecutivos de BBVA Banco Francés y del estudio de abogados Marval, O'Farrell se reunieron ayer con Eduardo Hecker y Alejandro Vanoli, máximas autoridades de la CNV, y luego con el titular de la Bolsa. Quedó claro en estos encuentros que ninguno de estos organismos tiene herramientas para trabar la operación o pedir un mejor tratamiento de los pequeños inversores.

    En operaciones recientes de aperturas accionarias este aspecto fue contemplado por la compañía. Por ejemplo, en el lanzamiento de Banco Patagonia se estipuló que en caso de existir una oferta de adquisición de un tercero para quedarse con el banco, el precio que debe pagarse a los controlantes (en este caso la familia Stuart Milne) debe ser idéntico que el ofrecido a los ahorristas.

    La CNV puede tener más injerencia en operaciones que involucran la decisión de «deslistar» a la empresa, o sea directamente sacarla de cotización.Según se dispuso en el Decreto 677 firmado en 2001, en este escenario las autoridades pueden examinar si la empresa que rescata está pagando un «precio justo» o incluso citar a técnicos para que realicen una evaluación independiente.

    Los casos más recientes de ofertas que comprenden el retiro de cotización fueron la de Benito Roggio por Metrovías y la de hace una semana de Arcelor Mittal por Acindar. En estos casos, si 90% de los inversores acepta la recompra, las acciones remanentes son retiradas de cotización. Ello puede generar un fuerte perjuicio a los que no aceptan la propuesta, con lo cual se ven prácticamente forzados a entrar.

    Como condicionante de la oferta, se menciona que a la fecha de vencimiento, el tipo de cambio comprador de la moneda brasileña (el real) informado por Banco Nación no sea superior en 20% ni inferior en 10% al vigente en el día inmediato anterior a la fecha en que se inicia el período de oferta.
  • Dejá tu comentario