Pisos flojos, en mercado inestable

Economía

La incertidumbre rompió a la baja, deparando una rueda donde ni siquiera hubo intentos por mejorar lo previo. El máximo alcanzado apenas si superaba el cierre del miércoles; lo demás fue sólo un derrapar sin encontrar pisos sólidos y con mínimo en los 949 que apenas se superó en el cierre, para clausurar en 952 puntos. En porcentual, 2,6 por ciento de caída diaria. Ciertamente, amplio el saldo negativo, cuando se está a dos días de la presentación de la oferta a los acreedores. El desempeño originó bajas generales en las líderes, sin registrarse ninguna con signo favorable, en una gama que abarcó desde 1% hasta 4 por ciento. Y esta vez, con lo más dañado en la acción insignia del índice: Grupo Galicia, perdiendo 4 por ciento, con 7,5 millones de papeles transados.

• Ritmo normal

El ritmo de la jornada no salió de lo mediocre habitual, restando los 8,5 millones de pesos de CEDEAR quedaron para acciones unos 34 millones de pesos de efectivo, sin producirse el necesario arrugue de órdenes, a pesar de la baja generada.

La plaza quedó envuelta en una atmósfera de flojedad, condicionando seriamente el remate semanal y la primera etapa de junio. De alguna forma, respondiendo a lo que podía suponerse: que, debido a ciertos temas de fondo, la tónica dejaría lo inexpresivo y para producir saltos marcados, en función de las señales que le lleguen. Ahora, adversas.

Dejá tu comentario