1 de octubre 2012 - 00:00

Al fin

Los jugadores saludan al público que llegó hasta Santa Fe, luego de conseguir el primer triunfo en el campeonato y ante un rival directo en la tabla del descenso.
Los jugadores saludan al público que llegó hasta Santa Fe, luego de conseguir el primer triunfo en el campeonato y ante un rival directo en la tabla del descenso.
Independiente logró romper una racha de 15 partidos sin triunfos en los torneos locales y, lo que es mejor, salió del último puesto de la tabla de promedios para el descenso, en el que dejó justamente a Unión, tras vencerlo en Santa Fe.

Era un duelo de urgencias y así salió: tenso, trabado. Arremetió Unión en el inicio y se acercó con cierto riesgo hasta el arco de Hilario Navarro, pero Independiente fue emparejando de a poco y antes de la media hora, aunque sin merecerlo, alcanzó la ventaja.

Fue a través del «Tecla» Farías, que aguantó el balón, dio media vuelta, ajustó la mira y puso el 1-0 con precisión. Era, tal vez, la primera muestra de carácter del «Rojo» en el certamen. Con espacios se vio lo mejor de Independiente, que aprovechó la desesperación de Unión y, apenas iniciado el complemento, agrandó la brecha con otro tanto de Farías.

Pero el equipo de Gallego parece condenado al menos a sufrir, y con su apuesta de cerrarse en el fondo y juntar las líneas por detrás de la línea del mediocampo, permitió que Unión creciera.

Los santafesinos descontaron con el gol del juvenil Chiapello, pero después su recurso fue el vértigo y el pelotazo. No le alcanzó, e Independiente se quedó con tres puntos fundamentales.

Dejá tu comentario