Chipre rechazó rescate; Europa “decepcionada”

Edición Impresa

Nicosia y Bruselas - El Parlamento de Chipre rechazó ayer de forma contundente el plan de rescate acordado con la troika (UE-BCE-FMI), que preveía impuestos sobre los depósitos bancarios, y que queda ahora en el aire, a la espera de una "contrapropuesta". "El proyecto ha sido rechazado", anunció el presidente del Parlamento, Yiannakis Omirou, tras calificarlo poco antes de "chantaje". El jefe del eurogrupo, Jeroen Dijsselbloem, manifestó ayer su pesar por el rechazo del Parlamento de Chipre a la tasa extraordinaria prevista para los depósitos bancarios y el paquete de rescate europeo. Dijo que la votación es "decepcionante", "que la eurozona toma nota del rechazo". El plan fue rechazado con 36 votos en contra, 18 abstenciones y ninguno a favor. El partido DISY (centroderecha) del presidente Nicos Anastasiadis decidió abstenerse.

El plan rechazado por el Parlamento preveía, a cambio de un rescate de hasta 10.000 millones de euros de la zona euro y el FMI, un impuesto del 6,75% sobre los depósitos bancarios de entre 20.000 y 100.000 euros, y del 9,9% por encima de ese nivel. Antes de la votación se decidió exonerar del gravamen los depósitos inferiores a 20.000 euros, lo que no convenció a los 56 diputados del país. El objetivo de la medida era aportar a las arcas del Estado chipriota 5.800 millones de euros, en el marco del rescate internacional. "Esta decisión no es más que un asalto a los depósitos bancarios. Debemos pedir que se renegocie. Si aprobamos ese gravamen, los inversores extranjeros no mantendrán su dinero aquí, dijo Yiannakis Omirou antes de la votación.

Anastasiadis habló ayer con la canciller Angela Merkel. Su ministro de Finanzas, Wolfgang SchTMuble, dijo que "lamenta" la decisión y que no se deben tomar "decisiones irracionales" .

Agencias DPA, EFE y Reuters

Dejá tu comentario