11 de septiembre 2023 - 00:00

Dólar soja ayudó a calmar el CCL y el blue: ¿qué espera el mercado de acá a la elección?

Carolina Paparatto

Los dólares paralelos consolidaron una incipiente tendencia a la baja la semana pasada y la brecha cambiaria con el oficial retrocedió hasta algo más del 100%. La implementación del dólar soja 4, la constante intervención del Banco Central en el mercado de bonos, un panorama más despejado respecto al acuerdo con el FMI y las tasas de interés más altas de los últimos 30 años, se destacan como los principales factores que explican la estabilización de las cotizaciones. Analistas consultados por Ámbito consideran que el ingreso de dólares por el beneficio a exportadores sojeros puede traer mayor calma a corto plazo, aunque no descartan períodos de volatilidad a medida que se acerquen las generales.

La semana pasada, el CCL cayó 3,5% hasta los $741 y el dólar blue retrocedió 2,7% hasta los $710. Por su parte, el MEP, que venía más retrasado producto de la intervención oficial tuvo un leve aumento del 0,4% hasta los $673. Esta incipiente estabilización ocurrió luego de que en agosto los dólares financieros subieran 24% promedio y el blue 22% como consecuencia de la fuerte volatilidad desatada tras las PASO y la devaluación del 22%.

El economista Federico Glustein destacó: “La baja del CCL y el blue se debe en parte a que la canalización de la demanda de divisas se está efectuando por MEP. En sí, la diferencia entre el CCL y el MEP terminó haciendo bajar el primero, dado que el MEP está subsidiado, lo mantienen a raya y genera una distorsión en el mercado. Al blue le sucede similar, entonces, la baja es lógica”.

El pasado lunes comenzó el dólar soja 4, que aceleró la comercialización de la oleaginosa y la liquidación. Según Ecolatina, las liquidaciones pasaron de un promedio diario de u$s40 millones en las cinco ruedas previas a u$s90 millones en las dos siguientes. Y estimó que los ingresos totales podrían alcanzar u$s3.200 millones en septiembre, lo que implicaría una liquidación en el MULC de u$s2.400 millones (75% del total).

Así, el BCRA acumuló u$s200 millones en lo que va de septiembre. Hilvanó 19 ruedas de compras netas por u$s1.320 millones. Esta mejora es relevante porque el Gobierno sigue utilizando divisas para contener los dólares financieros, una operación que, según las estimaciones de Aurum Valores, requirió aproximadamente u$s1.400 millones desde agosto hasta la actualidad. Asimismo, el Central mantiene las tasas de interés en 118% TNA y el desembolso del FMI por u$s7.500 millones despejó parte de la incertidumbre sobre el acuerdo.

Perspectivas

Fernando Baer, economista asociado de Quantum Finanzas, analizó la dinámica reciente y los posibles próximos pasos: “En alguna medida estuvo relacionado a cierto alivio que trajo el desembolso del FMI, la fuerte suba de la tasa de interés y a que a niveles de $805-$810 el CCL estaba sumamente caro desde la perspectiva de su poder de compra. A los niveles actuales de $740 también esta caro, pero creo que vamos a ver más volatilidad hacia adelante, sobre todo las dudas que se van generando por el proceso electoral y su desenlace”.

Asimismo, Glustein consideró que los dólares paralelos “probablemente se mantengan constantes” dado que la baja adquirida estos días tiene un sustento en demanda en otros mercados. “El CCL todavía tiene un tramo importante para reasentarse, a la par que el blue pueda equiparar el MEP, que mientras siga intervenido, profundizará estas brechas, aunque CCL y blue bajen más. Una vez que se deje de intervenir en MEP, el freno se libera y podría meterse en $700 para fijar un nuevo piso para los financieros”, proyectó.

Por su parte, el economista Gustavo Ber planteó: “Está arrancando el dólar soja 4 y ello podría extender a corto plazo la calma. Aun así, como siempre, el adelanto de liquidaciones de divisas sólo resultaría transitorio como ‘puente’ para evitar sobresaltos en esta delicada etapa de transición. Ante ello, el ‘piso’ no debería estar lejos -estimo que podría ser alrededor de los $700- en el actual clima de incertidumbre política y económica, aceleración de la inflación, emisión monetaria y sostenida búsqueda de cobertura”.

Dejá tu comentario