“Los descuentos exagerados ponen en riesgo la rentabilidad”

Edición Impresa

Las ventas de autos siguen en alza en 2018 a fuerza de bonificaciones, pero en las automotrices creen que es necesario comenzar a pensar en la rentabilidad. El presidente de Volkswagen, Hernán Vázquez, asegura que la situación actual "no es sostenible." Lo afirmó durante la presentación del nuevo modelo de la marca denominado Virtus

Periodista: Después de un largo período de bonificaciones en los 0 km, ¿llegó el momento de pensar en ganar plata?

Hernán Vázquez: Uno de los objetivos de una empresa multinacional es conseguir resultados para darles rentabilidad a los accionistas, al igual que a los concesionarios, y poder reinvertir en nuevos productos. Si el mercado se mueve a través de descuentos exagerados, pone en riesgo esa rentabilidad. No es sostenible la situación actual. Tampoco me asusta. Hubo momentos con una oferta muy limitada, como en 2015, donde se daban situaciones abusivas como los sobreprecios. No estoy de acuerdo con eso ni tampoco con los excesos de descuentos. Los concesionarios tienen un margen determinado y no lo puede estar regalando porque sí al primer cliente que entra al local. No es sostenible como negocio.

P.: En este escenario, ¿logran tener ganancias?

H.V.: Depende del producto. En el global, sí. En algunos modelos estamos en el límite y en otros estamos mejor. Evidentemente, cuando se miran los segmentos más bajos, la guerra de precios es más ardua.

P.: ¿Se pueden subir los márgenes?

H.V.: A los márgenes de 2015 no, porque no son realistas, pero tampoco a los niveles que estamos teniendo ahora. Si se lleva a la red de concesionaria a una rentabilidad cercana al 0%, incluso a 1%, en un país donde la inflación tiene un peso importante, no es viable en el tiempo..

P.: Entonces, ¿apuntan a una etapa de mejora en la rentabilidad?

H.V.: Deberíamos dejar de perder. Si nos quedásemos como estamos hoy, no es saludable. Las situaciones son distintas en una provincia donde hay una concesionaria que en General Paz y avenida Del Libertador, que puede haber tres locales en dos kilómetros a la redonda. Tenemos que reconciliarnos con las reglas lógicas del mercado. Esto no significa vender coches a mayor precio de lo que corresponde, pero tampoco a menos.

P.: ¿Una política más agresiva en precios puede hacer caer las ventas?

H.V.: No me atrevo a decir eso. Cuando se quitan los descuentos, es probable que haya una baja pero después se estabiliza. El descuento hace que el comprador adelante su compra para poder aprovecharlo, pero en el balance se llega a un equilibrio.

Dejá tu comentario