2 de octubre 2009 - 00:00

Mal día en el Consejo para juez de la efedrina

Ernesto Sanz
Ernesto Sanz
El senador radical y consejero de la Magistratura, Ernesto Sanz, acusó ayer al juez federal de Zárate-Campana, Federico Faggionato Márquez, por supuesto «mal desempeño del cargo» ante la Comisión de Disciplina y Acusación del organismo. La presentación del vicepresidente del Consejo abrió así el proceso contra el cuestionado magistrado, que podría terminar en su destitución.

La acusación de Sanz será analizada en la próxima reunión de la Comisión, el próximo jueves 8 de octubre, y luego deberá elevarla al plenario del Consejo para que defina si impulsa el juicio político contra el llamado juez de la efedrina.

El dictamen acusatorio de 108 páginas reúne y analiza cinco causas contra el juez de Zárate-Campana, en las que encontró un patrón común que, según el consejero, se basa en que «en todas aquellas causas en las que tiene un interés personal, se evidencian continuas arbitrariedades, parcialidades manifiestas, desconocimiento del derecho inexcusable, violación a las normas y garantías constitucionales, falta de prudencia y mesura en el desempeño de su función».

Como segundo punto, Sanz señala que, por el contrario, «en aquellas en las que no se le representa un interés a favor o en contra de una de las partes, se evidencian inexplicables inactividades procesales, importantes retrasos y desorden generalizado en la tramitación de las mismas, configurando un grave cuadro de privación de justicia en la jurisdicción a su cargo».

La primera de las cinco causas que el senador investiga desde hace dos años se refiere a las denuncias por las presuntas irregularidades en la cosecha de soja de un campo del Consejo Nacional del Menor y la Familia, que había solicitado al juez que realizara esta tarea y a quien luego se acusó de intentar quedarse con esta ganancia. Sanz también indaga sobre las supuestas relaciones ilícitas entre el ex comisario Roberto Anauati, así como una denuncia por supuesto intento de despojo de un campo y las numerosas irregularidades procesales advertidas en su juzgado, así como lo acusa de supuesta pérdida de imparcialidad. Este es sólo un recorte de las denuncias contra el magistrado en el Consejo, que ascienden a 40.

El desempeño del polémico juez estalló en un escándalo en abril pasado, cuando comenzó a investigar al entonces candidato opositor Francisco de Narváez por supuestas conexiones con el tráfico de efedrina. Si bien Faggionato Márquez anunció que lo citaría a declarar como imputado en ese momento, todavía no lo hizo.

Dejá tu comentario