Más operaciones en maíz por cercanía de la cosecha

Edición Impresa

El más activo de los granos en operaciones comerciales fue el maíz durante la semana pasada en la Bolsa de Comercio de Rosario, debido a la proximidad de la cosecha que permitió sumar negocios, el trigo continuó sin moverse.

En el ámbito internacional hubo una baja en las cotizaciones del maíz, así que el nivel de negocios no fue el que se registró la semana pasada, cuando se tocaron los u$s 115 la tonelada, se anotó un elevado volumen de operaciones locales.

Las oscilaciones, con tendencia a la baja en Chicago, no ayudaron a que el precio se mantuviera y la caída más pronunciada fueron negocios inclusive a u$s 110 la tonelada.

Los últimos precios relevados en recinto estuvieron en ese mismo nivel ya que los futuros para marzo y abril de este año cotizaron a u$s 110, cinco menos que el último viernes de enero.

Con volumen y una operatoria algo más fluida, a diferencia de lo que ocurre en trigo, los precios a cosecha se han ido aproximando al FAS teórico, una situación que no ocurría el año pasado.

El precio FOB es de u$s 158 promedio la tonelada y el FAS para marzo y abril está en 115 y u$s 117,70.

Según el listado de ROE verde (permisos de embarque de granos), la primera semana de febrero se registraron 407.000 toneladas en ventas externas más que en todo enero que fueron 284.000 toneladas.

De todas maneras, una gran cosecha está a la vuelta de la esquina y el rango de producción posible va de 18 a 19 millones de toneladas.

La buena noticia para la soja de la que se esperan recolectar unos 52 millones de toneladas de granos es que China continuará con su política de almacenamiento de soja, programa que el año pasado llevó a las importaciones a niveles récord.

«Pasan los días y las semanas y los precios de trigo no aparecen en la rueda local; tampoco lo hacen en las otras plazas concentradoras», indicó la Bolsa.

Todo lo que hay son negocios con los molinos y no en los volúmenes que satisfagan a quienes necesitan vender, señaló.

«Ello es entendible dado que las medidas que surgen de los acuerdos entre el Gobierno nacional y sectores de la demanda contemplan una comercialización direccionada sólo a un sector de la producción y regionalmente asignado», analizó.

Productores de la provincia de Entre Ríos, a través de un relevamiento de la misma Federación Agraria, habrían vendido hasta el momento sólo 50.000 toneladas, cuando la asignación del Gobierno nacional asciende a 240.000 toneladas para toda la provincia.

Las ventas externas se presentan sumamente lentas, pese al reciente acuerdo entre el Gobierno nacional y la Cámara de Exportadores de Cereales (CEC), por el cual el primero autoriza la registración de un millón de toneladas más de trigo.

Este volumen está vigente siempre que las compras-ventas se dirijan a las regiones asignadas (Entre Ríos y puertos del sur bonaerense) y paguen el precio pleno (valor de mercado publicado diariamente por el Ministerio de Agricultura).

En esta semana se aprobó un ROE verde (de plazo 45 días) por 290 toneladas que apenas suma al tonelaje total.

Dejá tu comentario