Poco más que el mismo fantasma del original

Edición Impresa

"La dama de negro 2" (The Woman in Black 2: Angel of death, G.B., 2015). Dir.: T. Harper. Int.: P. Fox, J. Irvine, H. McCrory, A. Rawlins PM/13.

Con "La dama de negro", la nueva Hammer Films heredera de los clásicos del cine fantástico inglés protagonizados, entre otros, por Peter Cuhsing y Christopher Lee y dirigidos por maestros como Terence Fisher- consiguió un muy buen film de horror gótico en la tradición del estudio, pero con toques modernos tanto en los efectos especiales como dándole su primer rol adulto a Danied Radcliffe , más conocido como Harry Potter.

Ahora, sin un protagonista de peso, la Hammer vuelve al mismo personaje sobrenatural al que se refiere el título. Vale decir, el fantasma de una mujer que sufrió una gran injusticia y que no cesará de aterrorizar a todo aquel que entre a un caserón, que si ya era viejo y siniestro en el film original, es más viejo en esta secuela que transcurre décadas después, cuando estalla la Segunda Guerra Mundial es elegido como lugar de refugio para un grupo de niños que huyen de los bombardeos alemanes.

Phoebe Fox es la maestra que acompaña a los niños y que ya desde la primera noche en el caserón, siente todo tipo de malas vibraciones, aunque sus temores son percibidos por los demás adultos responsables de los chicos como totalmente infundados. Pero, obviamente, a medida que progresa la acción, quedará claro que la dama de negro no perdona ni a los más inocentes infantes, ya que justamente como sospecha la maestra, el espectro está enfocado sobre en todo en uno de los niños de carácter mas frágil.

Sin otra conexión argumental con el primer film que el caserón y el fantasma protagónico, esta película puede verse como una historia completamente nueva. Lamentablemente, más allá de que está bien filmada, con una notable dirección de arte sobreviviente del film anterior, "La dama de negro 2" no tiene la originalidad ni la eficacia de su predecesora, dado que más que nada es un compilado de sustos típicos de película de casa embrujada y tiene muy poco que agregar a eso, excepto por los detalles surgidos de la ambientación en 1941. No es tan floja como para que no se le pueda echar una mirada, pero verla en DVD puede ser más razonable.

D.C.

Dejá tu comentario