Prefectura bota buque oceanográfico restaurado

Edición Impresa

La Prefectura Naval Argentina botó el martes, después de un intenso trabajo de reconstrucción, al buque científico oceanográfico Dr. Bernardo Houssay, en los astilleros Tandanor, ubicados en Costanera Sur.

El acto fue presidido por el ministro de Justicia, Seguridad y Derechos Humanos, Dr. Julio César Alak, quien estuvo acompañado por el jefe de Gabinete del Ministerio de Defensa, Dr. Raúl Garré, del prefecto nacional naval, prefecto general Oscar Adolfo Arce, y del presidente de Tandanor SACIyN, contador Mario Fadel.

La botadura es una etapa muy importante en la construcción de la embarcación, aunque no la definitiva, ya que las tareas de alistamiento continuarán una vez que el buque esté en el agua.

Historia

El motovelero oceanográfico Dr. Bernardo Houssay fue diseñado como buque de investigación oceanográfica y construido entre 1929 y 1930 en el astillero Wermeister & Wein de Copenhague en Dinamarca. Su nombre original fue Atlantis.

Años más tarde, cambió su nombre por el de El Austral, al momento de incorporarse a la bandera argentina.

En enero de 1967, el Premio Nobel de Medicina de 1947 y presidente del CONICET, Dr. Bernardo Houssay, lo recibió oficialmente en Buenos Aires, tras finalizar su traslado a nuestro país con tripulación de la Armada Argentina, desde Boston (Estados Unidos).

Comenzaba un nuevo ciclo en la vida del histórico queche oceanográfico, que por especial convenio entre su propietario original, el Woods Hole Oceanographic Institution (WHOI), pasó a la bandera argentina luego de haber acumulado, hasta entonces, casi 300 campañas desde su puesta en servicio en 1931. El Dr. Bernardo Houssay, ex El Austral, ex Atlantis, es el buque de investigación científica que más millas ha navegado en el mundo y que se encuentra a flote.

El WHOI de Massachusetts, Estados Unidos, destinado a las ciencias del mar, fue fundado en 1930, respetando una recomendación de la Nacional Academy of Siences, y fue su directorio el que decidió construir el motovelero en Dinamarca.

A bordo del Atlantis navegaron, entre otros, los premios Nobel de Medicina, el danés August Krogh (1920) y el ucraniano Selman A. Waksman (1952).

En su vida activa, bajo órdenes del WHOI, navegó el Pacífico, el Atlántico y el Mediterráneo. Tuvo un promedio de 260 singladuras por año, cifra elocuente que demuestra su permanencia en campañas.

Los Estados Unidos de América, a través de la NASA, rindieron un justo homenaje a los buques de investigación, bautizando con sus nombres a las lanzaderas espaciales, y no es casual que la cuarta fuera bautizada Atlantis, ya que fue la que realizó su primera misión el 3 de octubre de 1985, al lanzar al espacio dos satélites militares de comunicaciones.

El Atlantis, luego El Austral y hoy el Dr. Bernardo Houssay son símbolos de la investigación mundial y del esfuerzo humano que merece ser preservado en nuestras aguas con adecuado marco.

La Prefectura Naval Argentina, en su carácter de actual armador y con el objeto de mantener en alto las velas y vivas las tareas científicas de este viejo sabio de mar, realizó su total restauración.

Dejá tu comentario