Provincias permutan agua por gas natural

Edición Impresa

Tras la cumbre que mantuvieron el pasado lunes en Córdoba, el mandatario de Santa Fe, Antonio Bonfatti, confirmó que entregará a su par mediterráneo José Manuel de la Sota dos anteproyectos de obra pública en pos de concretar un ambicioso canje entre ambas provincias: agua del río Paraná para los cordobeses, y gas para los santafesinos.

«En unas semanas le haremos conocer a De la Sota los dos anteproyectos para la toma del agua del Paraná, uno de ellos a la altura de Coronda», sostuvo el socialista Bonfatti.

«Nuestra intención es que Córdoba, por su parte, nos conecte a los gasoductos troncales que realizará la provincia», remarcó.

Reflotó así Bonfatti lo acordado con De la Sota en marzo pasado, en el marco de una reunión de la Región Centro, que también integra Entre Ríos.

La apuesta, de difícil concreción en términos de financiamiento, apunta a la construcción de un acueducto de 370 kilómetros de longitud.

El proyecto contempla llevar agua del río Paraná a la zona centro-este de Córdoba e incluso a la capital provincial, aquejadas por recurrentes problemas para asegurar la prestación del servicio de agua potable.

En rigor, se trata de una iniciativa ya blandida de manera interprovincial entre los por entonces mandatarios de Córdoba y de Santa Fe, el peronista Juan Schiaretti y el socialista Hermes Binner.

La aspiración ya derivó en principio en la conformación de una unidad ejecutora interprovincial y en la definición del trazado de la megaobra, que ingresaría a tierra cordobesa por la Ruta 13 hasta la localidad de Las Varillas. Allí se conectaría al sistema que, puertas adentro de Córdoba, transporta agua hacia Morteros (al norte) y hacia Laboulaye (al sur).

El acueducto se iniciaría sobre el río Paraná, a la altura de la localidad de Sauce Viejo (próxima a la ciudad de Santa Fe) y permitiría llevar agua también a un sector de la tierra santafesina.

En tanto, De la Sota -quien gobierna una provincia que cuenta con gas natural por redes- se comprometió en marzo pasado a analizar la posibilidad de disponer de un caudal adicional para atender la demanda de gas de Santa Fe en el oeste provincial.

Dejá tu comentario