Tierra del Fuego: Ríos logró reelección en reñido balotaje

Edición Impresa

Tierra del Fuego - En un balotaje peleado al extremo, la gobernadora exarista Fabiana Ríos revirtió el traspié de la primera vuelta del pasado 26 de junio y logró su reelección ayer al imponerse por ajustado margen -por sólo 3.646 votos de diferencia, que representan 1,3 punto- sobre la candidata del Frente para la Victoria (FpV), la diputada nacional kirchnerista Rosana Bertone.

La dupla de la mandataria por el Partido Social Patagónico (PSP), junto a Roberto Croccianelli, se alzó con el 50,22% de los sufragios, contra el 48,91% cosechado por la fórmula del FpV, que integraron Bertone y el joven dirigente de La Cámpora Martín Pérez.

Bertone había triunfado en los comicios del pasado 26 de junio, al quedarse con el 41,15% de los votos (sumatoria de colectoras mediante) contra el 32,43% obtenido por Ríos. Sin embargo, en aquella oportunidad no logró arañar el 50% necesario para esquivar la segunda vuelta, y su suerte terminó por quedar sellada ayer.

No le alcanzó así a Bertone el explícito apoyo que le brindó el pasado martes Cristina de Kirchner al recibirla en Balcarce 50. Ríos -quien habló de «epopeya» y «milagro»- también sintoniza con la Casa Rosada, pero en esta oportunidad la Presidente movió piezas a favor de la diputada y perdió (ver aparte).

No obstante, al recalar ayer a destiempo en la isla, el ministro del Interior, Florencio Randazzo, se apresuró a recalcar: «Ganó Fabiana, y para nosotros es una buena noticia». «Para nosotros también es un día importante porque con Fabiana trabajamos de forma muy armónica», dijo, además de afirmar que sabían que iba a ser una «elección muy pareja». Poco después, Ríos recibió la felicitación telefónica de la Jefa de Estado.

Felicitación

Pasadas las 21.30, Bertone y Randazzo se acercaron a la sede del PSP. «Vine a saludar a la gobernadora; a partir de ahora vamos a redoblar el esfuerzo desde el FpV y van a contar con nuestros legisladores para todo lo que sea necesario para la provincia», dijo Bertone.

El PSP de Ríos -quien ahora conducirá la provincia hasta 2015- se impuso previsible y cómodamente en la ciudad de Ushuaia, mientras que en Río Grande y Tolhuin ganó el FpV, pero por un margen mucho menor al esperado por las filas K.

El escrutinio provisorio sobre las 287 mesas en juego concluyó cerca de las 21. Veinte minutos después Ríos salió a agradecer el voto de los fueguinos ante la algarabía de sus filas. «Esto lo hicieron posible ustedes, todos los que tuvieron dudas en la primera vuelta, permitiendo la continuidad de un proyecto con virtudes y defectos», destacó.

Según el conteo provisorio, sobre 74.379 votos escrutados hubo 72.078 sufragios válidos, 2.259 nulos, 22 recurridos y 20 impugnados. Los votos en blanco, en tanto, fueron 622.

Al sufragar en la escuela 22 de Ushuaia, Bertone había denunciado la existencia de «boletas de otros partidos mezcladas con las del Frente para la Victoria». «Durante esta semana se repartieron boletas nuestras no oficializadas; sabíamos que esto podía pasar», sostuvo. Pocos minutos después de las 18, el apoderado del FpV, Jorge López, aseguró que la fuerza K se imp onía por entre 7 y 9 puntos de ventaja, mientras que la encuestadora CEOP daba un boca de urna de entre 7 y 10 puntos para Bertone. No pudo ser.

Dejá tu comentario