YPF paga u$s 122 M por empresas petroquímicas

Edición Impresa

 YPF anunció ayer la adquisición del 50% de las acciones de Petroken (Petroquímica Ensenada) y el 46% del capital social de Petrocuyo, ambas empresas dedicadas a la producción de polipropileno, un insumo básico para la industria plástica. La petrolera pagará u$s 122 millones por las dos participaciones, una vez que se hayan obtenido las autorizaciones de los organismos regulatorios de la competencia en Brasil y la Argentina. HSBC asesoró y financió gran parte de la operación.

Con la compra, YPF quedará como socia de Grupo Inversor Petroquímico (GIP) de la familia Sielecki, con el que compartirá en partes iguales el 100% de Petroken y el 92% de Petrocuyo. La primera tiene una capacidad instalada de 180.000 toneladas anuales de polipropileno y la segunda de 130.000 toneladas. En Petroquímica Cuyo, el 8% de las acciones queda en manos del grupo brasileño Kelvin Corp.

El negocio significa para YPF agregarle valor al propileno que produce en las refinerías La Plata en Ensenada y en la de Luján de Cuyo. Según fuentes de la empresa, se multiplica por ocho el valor del proplieno, al participar en la producción de polipropileno. Además de los beneficios de la integración vertical, la petrolera confía en mantener y aumentar la exportación a Brasil, donde el mercado está dominado por la local Brasken.

Con la operación, YPF vuelve a producir polipropileno, tras haber desinvertido en esta actividad en 2005. En esa fecha, Repsol como controlante de la petrolera argentina, vendió el 50% de Petroken al grupo Basell, la misma participación que ahora compra la conducción de Miguel Galuccio.

Petroken empezó a operar a fines de la década del 80, fruto de una sociedad entre Shell y la compañía local Ipako. La parte de esta última fue comprada por YPF en 1994, antes de que Repsol entrara a la compañía en 1999. Por otra parte, a partir de 2000 las acciones de Shell en Petroken pasaron a Basell y ésta , tras nuevas adquisiciones a nivel mundial, pasó a ser posteriormente LyondellBassell, que es la que ahora vende a YPF y a Petroquímica Cuyo.

Galuccio dijo que la adquisición "está en línea con nuestra estrategia de seguir construyendo una compañía integrada, comprometida con la industrialización y el valor agregado de nuestra producción". Añadió que "el sector petroquímico tiene enorme potencial en la Argentina y forma parte de la estrategia de YPF en un sector de gran competencia regional".

Dejá tu comentario