Cerebro: alimentos que mejoran la memoria en los mayores

Lifestyle

Los adultos mayores afrontan la posibilidad de experimentar enfermedades neurodegenerativas. Pero una alimentación saludable es la mejor forma de combatir este proceso. Acá te pasamos 3 opciones.

Alzheimer, Parkinson, Esclerosis Lateral Amiotrófica, son algunas de las enfermedades que afectan a la memoria de los mayores y que determinan una realidad de la dependencia en muchos casos. Pero en este proceso la alimentación juega un papel muy importante. Se puede afirmar que hay alimentos para la memoria que logran conservar las capacidades cerebrales en el proceso de envejecer. La alimentación es un arma que debemos poner a nuestro servicio.

En la tercera edad todavía es más necesaria una buena provisión de nutrientes que permitan mantener el cerebro en forma. Con la ingesta de los alimentos adecuados, es posible mejorar el rendimiento del cerebro de los ancianos y las personas mayores, una dieta equilibrada en la tercera edad protege contra las enfermedades físicas, mentales y neurológicas, además, también aumenta la memoria y el funcionamiento óptimo del cerebro.

Estos alimentos deben proporcionar glucosa, hidratos de carbono, proteínas, grasas saludables, vitaminas y minerales necesarios para estimular el cerebro y fortalecer la memoria.

Semillas de girasol y arándanos

Para prevenir de forma pasiva podemos servirnos de las semillas de girasol y arándanos, que gracias a su concentración de Vitamina E, pone freno al deterioro de las capacidad cognitivas gracias a su propiedad antioxidante.

Carne magra

Se asocia la carne magra a la prevención de las diferentes demencias, como el alzheimer, gracias al hierro que posee este alimento. Está demostrado que es bueno para la memoria

Alimentos buenos para la memoria hay muchos, encontrar una dieta adecuada para adultos es imprescindible, y por supuesto, hay que complementar la buena alimentación con mantener una actividad intelectual activa que mantenga nuestro cerebro trabajando.

Para la tercera edad

Una alimentación saludable para mayores, sobre todo una dieta para ancianos de 80 años, debe incluir estos alimentos: Hidratos de carbono, cereales y legumbres.

Los hidratos de carbono son el primer nutriente para el cerebro, entre los productos básicos para mejorar la memoria y la alimentación de los ancianos deben incluirse los hidratos de carbono, los cereales y las legumbres. Las patatas, la pasta y el arroz contienen hidratos de carbono que son buenos para la memoria y están disponibles para el cerebro de inmediato. Además, ayudan a la formación de serotonina (la hormona del placer), contribuyen a mejorar el estado de ánimo en los ancianos y a evitar el estrés. También tienen un efecto positivo en las habilidades cognitivas de las personas mayores y les ayuda a aumentar la memoria y la concentración.

También la zanahoria

Las zanahorias son uno de los mejores alimentos para aumentar la memoria, llo es debido a que favorecen la circulación sanguínea en el cerebro. El efecto positivo de las zanahorias en el rendimiento del cerebro se debe a su alto contenido en nitritos, que ayudan a mejorar el flujo sanguíneo, especialmente en las zonas a las que llega poco oxígeno. En los ancianos es frecuente que algunas zonas del cerebro tengan poca oxigenación, aquellos a los que no les gustan las zanahorias las pueden tomar mediante un zumo de zanahoria mezclado con zumo de naranja o también pueden optar por el apio o el repollo, que tienen efectos similares.

No olvidar el omega-3

La alimentación sana para ancianos debe incluir los ácidos grasos omega-3, ya que su consumo disminuye el riesgo de sufrir depresión y favorece el funcionamiento del cerebro. Se ha comprobado que los niños que comen habitualmente alimentos que contienen ácidos grasos omega-3 tienen mayor capacidad de aprender y sufren menos problemas de comportamiento. Dentro de la dieta para la tercera edad deben incluirse siempre los ácidos grasos omega-3, que se encuentran incluidos principalmente en los pescados. Los pescados que tienen un elevado contenido en ácidos grasos son el salmón, el atún o la caballa. Las nueces también tienen un elevado contenido de omega-3.

Dejá tu comentario