Andrés Watson: "La oposición busca sacar provecho de lo que ellos mismos generaron"

Municipios

El intendente de Florencio Varela habló con Municipios sobre los cambios estructurales a nivel local "tras la tierra arrasada que dejó Vidal" y la unidad del Frente de Todos: "No corre riesgos".

Andrés Watson llegó a la intendencia de Florencio Varela en 2017, en reemplazo del histórico Julio Pereyra, quien dejó el cargo para asumir como diputado bonaerense. Dos años más tarde fue reelecto como jefe comunal con el 52 por ciento de los votos. Desde entonces, continúa al frente de un distrito en el que también se desempeñó durante varios años como concejal. “Todas las noches me voy a dormir pensando en todo lo que queda por hacer. Se hace mucho durante el día, pero siempre está aquello que está por resolver. La idea es poder cambiarle la realidad a la gente y la cabeza no para”, sostiene el alcalde en diálogo con Municipios.

Periodista: ¿Cuáles sentís que son los logros de tu gestión?

Andrés Watson: Hay obras estructurales muy importantes que veníamos solicitando hace tiempo pero que no teníamos un gobierno nacional ni provincial que mirara a las necesidades de los vecinos. Ahora estamos haciendo un paso bajo nivel que tenía hecho los asfaltos del lado de Varela y de Berazategui y solo faltaba el paso bajo nivel. Lo solicitamos los dos municipios y hoy se está realizando. Eso nos da la posibilidad de conectarnos con un municipio hermano y con la autopista Buenos Aires- La Plata.

P.: ¿Y qué proyecto crees que tendrá un gran impacto a nivel local?

A.W.: Estamos cerca de inaugurar un centro veterinario municipal que lo venimos planificando desde hace mucho tiempo pero que recién se pudo dar con este gobierno. Estamos con una obra muy importante en el Arroyo Giménez, una zona que se inundaba mucho. Y tuvimos respuesta. Seguramente se entregue antes de tiempo. Ya iniciamos una segunda etapa con las colectoras. Está preparado para que en los lugares aledaños también podamos hacer entubamientos para que desemboquen en ese entubamiento troncal y de esa manera no se inundan otras zonas también. Además, estamos avanzando muchos con las luminarias led. Y esto provoca mucha felicidad porque cambia todo. Ya tenemos tres barrios completos y ahora estamos haciendo una localidad que contiene 10 barrios, además de otro que se está sumando, por lo que vamos a tener 14 barrios cubiertos. Todas las obras son parte de un plan dentro de un municipio muy extenso, que tiene zona comercial, residencial y agropecuaria, que para nosotros es muy importante. Por eso también hacemos caminos rurales.

P.: ¿Qué valor tiene el Parque Industrial local?

A.W.: El parque industrial es nuestra perla. Estamos generando beneficios impositivos para que puedan comprar la tierra en el parque industrial y a partir de allí instalarse para después, en el segundo paso, generarle los contactos con el gobierno provincial y nacional para que puedan tener créditos blandos. Entendemos que lo público y lo privado tienen que ir de la mano para generar trabajo genuino. Un empresario que se instala, reinvierte. Y genera empleo.

P.: ¿Cómo impactó el regreso de Alpargatas?

A.W.: Logramos que vuelva nuestra nave insignia, que había sido expulsada por las políticas del gobierno de Mauricio Macri y María Eugenia Vidal. Con su partida, sentimos que nos arrancaron algo del corazón. Pasaron muchas generaciones de varelenses por ahí. El año pasado pudimos volver a traerla y ya está tomando gente y generando nuevas unidades de negocios. Es muy importante contar con el apoyo de un gobierno nacional y provincial que tienen como objetivo convertir al país en un país industrial exportador. Lejos de la figura de ser importador compulsivo, con empresas cerradas y trabajadores en la calle como dejó el macrismo.

P.: ¿Qué sentís que falta por terminar?

A.W.: Lo que lleva más tiempo es el desarrollo de servicios, por la extensión de los barrios y del distrito. Seguimos trabajando muy fuerte con la educación. La semana pasada inauguramos con Axel Kicllof y con Alberto Sileoni un jardín que estuvo paralizado durante cuatro años. El exgobernador Daniel Scioli lo había dejado al 70 por ciento y durante cuatro años de Vidal no se puso ni un ladrillo. Pudimos terminarlo y la matrícula de 300 alumnos se completó en 48 horas. La necesidad de jardín era enorme. Y ahora estamos trabajando con cinco más.

P.: Hay mucha demanda...

A.W.: En Florencio Varela nacen 15 niños y niñas por día en el hospital, que es casi una maternidad. Solo en el sector privado, tenemos entre 20 y 25 de niños por día, casi un aula por día. De ahí la demanda de jardines. La educación es clave teniendo una universidad como la Jauretche que sacó la primera promoción de médicos de Florencio Varela el año pasado.

P.: ¿Cómo calificás la gestión de Kicillof?

A.W.: La gestión de Axel es muy buena. Está muy presente. Vino infinidad de veces. Mantenemos reuniones y charlas de diagramación y planificación con todo su equipo. El trabajo que está llevando adelante es de reconstrucción absoluta. Ratifico eso que dijo en su momento de haberse encontrado con tierra arrasada.

P.: ¿Debe ir por la reelección?

A.W.: Para eso falta. Estamos muy ocupados en la gestión. En poder llevar adelante nuestras tareas. Veo la figura del Presidente y el Gobernador, empoderados. Al igual que los intendentes, en la calle. El tema de la seguridad, por ejemplo, es algo candente. Y se compraron 70 patrulleros para resguardar la seguridad. Es una materia para profundizar. Tenemos más cámaras, más botones antipánico. Es la segunda preocupación de los vecinos después de la economía. Pero la inseguridad es algo multidisciplinario. Combatimos el crimen pero hay que ir a la raíz. Es algo transversal, que atraviesa todo. Y desde ahí generar herramientas de contención. No queremos a los chicos en la calle presos de los mercaderes de la droga.

P.: Tras el acuerdo FMI, en el FdT hubo un desgaste interno. ¿La unidad corre riesgo?

A.W.: La unidad del FdT no corre riesgo. Se conformó no solo para lograr una victoria electoral sino también para gobernar. Esto, puesto en función de lo que dejó Macri y Vidal, trae distintos bemoles y matices. Macri gobernó como si fuera rey y nos dejó las consecuencias. Las estamos viviendo. Acordamos con el FMI para no entrar en default, pero nos dejaron un país sin industria con la gente en la calle y sin trabajo. Con una deuda impagable. Y hay que tener un poco de memoria.

P.: ¿La oposición tiene memoria?

A.W.: Los veo pululando por los medios y son unos caraduras. Hablan de educación y no pusieron ningún ladrillo. Hablaron de sacar el Futbol para Todos para construir jardines y acá no terminaron uno. Hasta cuándo nos van a subestimar. Estamos avanzando, y como peronistas que somos nos vamos a poner de acuerdo porque ellos no deben volver más. Hoy tienen un rol deprimente y una falta de respeto gigante. Hay que tener más seriedad. La oposición busca sacar provecho de algo que ellos mismos generaron. Ahora se miran a quién le calza mejor el traje, pero lo cierto es que son malísimos en eso. Estamos trabajando para devolverle la calidad de vida a la gente. Hay una diferencia entre los que tenemos responsabilidad de gobierno y los que lograron huir para CABA después de destruir la Provincia o viajar por el mundo.

P.: Le dejo la última de coyuntura. ¿Qué opina del proyecto que se presentó ayer para que los intendentes controles los precios?

A.W.: Está muy bien la presencia del estado. Debe estar presente controlando que lo que se acuerde, se cumpla. Lo hemos hecho y es correcto. Necesitamos beneficiar al bolsillo de los vecinos para que no haya abusos. Hay derechos y obligaciones. No es solo responsabilidad de los que estamos al frente. La comunidad debe estar organizada para pensar en un futuro y no pensar en un país cada cuatro años. Hay que tener ideas que contemplen a todos. No hay que vivir en el pasado, pero hay que tener memoria para no volver a cometer los mismos errores. Todos somos protagonistas.

Dejá tu comentario