AGIP fijó fecha para el anticipo voluntario de Ingresos Brutos

Novedades Fiscales

El organismo reglamentó la implementación del Anticipo Tributario Extraordinario y el vencimiento es casi inmediato: el 29 de mayo.

Como paso previo a la norma que deberá dictar la Dirección General de Rentas porteña para hacerlo operativo, la Administración Gubernamental de Ingresos Públicos (AGIP) reglamentó la implementación del Anticipo Tributario Extraordinario (ATE) de Ingresos Brutos que dispuso la Ley 6.301 de emergencia económico financiera en Ciudad de Buenos Aires. Y se estipula un vencimiento casi inmediato, el 29 de mayo.

El ATE consiste en un adelanto a cuenta del pago de dicho tributo que tiene carácter voluntario y que habilita por única vez el reconocimiento de un crédito fiscal al contribuyente y/o responsable que lo ingrese que no puede superar el 30% del monto abonado.

De acuerdo a la Resolución 189/20 (AGIP), el quantum del monto a abonar surge de la sumatoria del tributo declarado en los anticipos 1, 2 y 3 del ejercicio fiscal 2020 del Impuesto sobre los Ingresos Brutos, antes de computar las deducciones de los pagos a cuenta, las retenciones y/o percepciones sufridas y/o los saldos a favor reconocidos por el Fisco. Es decir, se suma el impuesto determinado en cada anticipo no el importe neto a ingresar y sin considerar si el mismo arroja saldo a favor.

El reconocimiento del crédito fiscal para los sujetos que ingresen el ATE “en el plazo fijado” (o sea a la fecha de vencimiento) ascenderá al 30% del importe ingresado. Queda claro que cualquier suma que se ingrese con posterioridad al vencimiento, aunque la intención haya sido sumarse a la medida, el importe abonado no será considerado como un ATE y por ende no generará beneficio alguno.

Ahora bien, cómo se utilizará el monto ingresado más el crédito fiscal adicional. Dicha suma se podrá aplicar a la cancelación del tributo declarado en los anticipos de Ingresos Brutos y de sus obligaciones como Agente de Recaudación, cuyos vencimientos operen a partir del 1° de enero de 2021

La norma habilita a aplicar “hasta un sexto (1/6)” del Anticipo Tributario Extraordinario más el crédito fiscal reconocido por mes calendario, para imputarlo al pago del Anticipo del Impuesto sobre los Ingresos Brutos correspondiente y para la cancelación -total o parcial- de sus obligaciones como Agente de Recaudación de los Regímenes Generales y Particulares contemplados en la Resolución 296/19. Como se puede observar, el ATE más el crédito fiscal generado se computará en seis meses, de enero a junio 2021y a partir de este último mes, de existir un remanente no habrá restricciones para su cómputo.

Las entidades financieras resultan agentes de recaudación del régimen general, pero además actúan como Agentes de Retención en el Sistema de Recaudación y Control de Acreditaciones Bancarias (SIRCREB), motivo por el cual si el monto ingresado más su correspondiente crédito fiscal no pudo ser absorbido en su totalidad según la modalidad antes comentada, el Fisco habilitará la posibilidad de utilizarlo para la cancelación de sus obligaciones como agentes de recaudación del SICREB.

La AGIP faculta a la Dirección General de Rentas (DGR) para que dicte las normas reglamentarias, operativas y/o de procedimiento y a resolver por vía de interpretación las distintas situaciones que se produzcan.

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario