Larreta motoriza ahora interna de intendentes

Política

El anhelo del vicejefe dio pie al jefe porteño para animar una lista de postulantes municipales. Busca opción para evitar interna en Ciudad y agita puja bonaerense.

Horacio Rodríguez Larreta avanza sobre la interna de la Provincia de Buenos Aires. Ayer, en paso doble, animó a Diego Santilli y a una tira de mandatarios municipales del PRO a la disputa 2023.

Se sabía de las aspiraciones del vicejefe porteño, pero ahora las dejó claras. Diego Santilli quiere medir chances en la Provincia de Buenos Aires, una opción para el funcionario que, por consolidar la reelección de Larreta en la Ciudad de Buenos Aires, frustró la esperanza de ser su heredero en el distrito porteño. La ley no permite más de dos mandatos consecutivos para cargos ejecutivos como legislativos. Va por el segundo. Mientras, es vicejefe y ministro de Seguridad y Justicia además de imprescindible para el jefe de Gobierno, quien desafía a los intendente de provincia con una figura propia.

Cuando todavía Larreta no encuentra una ecuación que lleve paz a Juntos por el Cambio versión porteñas, Santilli ahora agita la interna bonaerense donde Elisa Carrió quiere ser la primera de la lista, o nada. Dijo que buscará ser diputada nacional, pero solamente si juega en primer renglón.

En ese rompecabezas, de todos modos no está claro si Santilli está decidido a poner pie en territorio de Axel Kicillof en este turno o lo dejará pasar y verá dentro de dos años qué posibilidades tiene. Después de todo, la provincia se transforma en una geografía difícil hoy para Juntos por el Cambio, un convencimiento que transfiere los esfuerzos electorales de la alianza opositora hacia la Ciudad de Buenos Aires. Es tierra fácil para el PRO, pero requiere ahora el mayor mérito para nutrir la Cámara de Diputados.

Tampoco parece sencillo para el vicejefe de Gobierno avanzar en su decisión. Ya encuentra oposición interna que la viene trasmitiendo el intendente de Vicente López, Jorge Macri. Como suele decir Larreta, el mejor candidato “es el que más mide”.

El primo de Mauricio sugirió esperar dos años para pelear por la gobernación, tanto él como el vice de Larreta. No son los únicos; también Emilio Monzó, una suerte de macrista disconforme, aspira al sillón de Kicillof. “Para eso están las PASO”, dicen en el PRO.

En ese sentido, ayer, en un acto porteño junto a Larreta, Santilli dijo que falta mucho para 2023 y el jefe porteño tomó el micrófono: “Lo bueno es que tenemos muchos dirigentes de esas características (como las de Santilli)”, dijo y nombró entre otros a intendentes “como Néstor Grindetti, Julio Garro, Diego Valenzuela, Jorge Macri” y dirigentes como Cristian Ritondo, mencionó disparando la movida.

El primer puesto de la lista a diputados nacionales por la Ciudad es un tema sensible para el larretismo. Es que consideran que quien encabece esa tira y logre el mejor resultado posible en las elecciones avanza casilleros para heredar el sillón de Larreta. La tensa confrontación de Patricia Bullrich-María Eugenia Vidal está en ese juego y también el sector de radicales que espera que el 2023 porteño sea para Martín Lousteau. Una salida sería optar por alguien que no quiera o no pueda acceder a la jefatura de Gobierno porteña. Pero Santilli no maneja eso en sus planes.

Para el entorno de Larreta, en tanto, las probabilidades de que el vicejefe sea candidato en las listas bonaerenses este año “son bajas”, por ahora .

“A mí siempre me motiva, es una provincia que amo, un lugar donde me crié de chico mucho tiempo”, sostuvo Santilli sobre una eventual candidatura bonaerense, pero acotó que “eso lo dirá la gente” y “veremos con el correr de los años, falta mucho tiempo”.

El ministro, que ayer se mostró junto a Larreta devolviendo motos robadas, hizo las declaraciones a la señal CNN en español.

“¿Por qué no competir si las primarias están para eso? Para que la oposición se consolide, amplíe su espacio y compita”, se explayó el funcionario y agregó que “se hablaba de Manes también, un hombre importantísimo, alguien que se suma”. Lo dijo en referencia a Facundo Manes, propuesto a diputado en las listas de Juntos por el Cambio bonaerense por Alfredo Cornejo.

Vidal regresará de una gira por Estados Unidos y esperará unos días más para definir junto a su familia su destino electoral, una decisión clave para el armado que está intentando Larreta, quien quiere candidatos propios en todos los distritos, más allá de las pretensiones de Mauricio Macri: ambos son ahora protagonistas de la otra interna, la de quién maneja la lapicera.

Dejá tu comentario