De 206 bancos bajamos a 89

Economía

Los 10 principales bancos acumularon 72,9% de los depósitos totales del sistema, de acuerdo con los datos distribuidos por el Banco Central a diciembre de 2005. Si se toman en cuenta los 15 primeros, la participación ya se extiende a 84,2%.

Se trata de cifras que muestran con claridad la concentración de la banca argentina, un proceso que se fue profundizando desde la década del 90. De los 206 bancos que existían antes del efecto tequila en 1994 quedaron sólo 89. Y de éstos sólo 16 consiguen captar más de 1% de los depósitos totales. Ello implica que el resto, con una participación inferior a 1%, tiene una escala que difícilmente le permita competir en el negocio de «banca universal», es decir, el dirigido al público minorista. Pero igualmente muestran utilidades aquellos que estén volcados a determinados nichos: mercado de capitales, financiamiento al sector público o a actividades específicas, como factoring o compra de vehículos.

El Banco Nación y el Banco Provincia continúan siendo líderes indiscutidos en la captación de depósitos. Con respecto al primero, la situación es más notable, ya que acumula 23,1% del total. Claro que, en este caso, pesa la participación de depósitos públicos.

Tras varios años de retroceso luego de la pesificación, los bancos extranjeros consiguieron mantener cierta estabilidad. De hecho, entre los diez primeros hay cinco internacionales:
Francés, Río (España), Bank Boston (cuya mayoría accionaria fue adquirida por el Standard Bank sudafricano), Citibank (Estados Unidos) y HSBC (Reino Unido).

El proceso de concentración es todavía mayor de lo que muestran las cifras. Varias operaciones acentuarán todavía más esta tendencia en 2006
, como la compra de la Banca Nazionale del Lavoro por parte del HSBC. La entidad de capital británico pasará del 10º al 7º lugar, según nivel de depósitos, ya que de una participación de 2,80% trepará a 4,66%. Además, varios bancos siguen funcionando como unidades separadas, pero son parte del mismo grupo empresario, como el Nuevo Banco Suquía y el Macro Bansud o las entidades del grupo Eskenazi (San Juan, Santa Fe y Bersa).

Estos son algunos datos que surgen del ranking de bancos correspondiente a 2005:

• La cifra de bancos sigue cayendo. Sólo quedan 89, pero 14 de ellos directamente no toman depósitos, ya sea porque son entidades de segundo piso (no atienden al público) o porque financian actividades especiales, por ejemplo, prendas de automotores.

• En el caso del crédito, también hay una fuerte concentración, aunque levemente inferior a lo que ocurre en el caso de los depósitos: los diez primeros representan 70% del total. Los primeros lugares están repartidos entre banca pública, privada nacional y extranjera.

• Pese a que el crédito aumentó más de 35%, la bancarización continúa siendo una tarea pendiente. El año pasado, la cantidad de cuentas corrientes apenas creció 3,46%.

• Los bancos captan más depósitos y dan más créditos prácticamente con el mismo personal: la dotación subió 1,15% durante 2005, con un total de 83.889 personas.

• El Banco Nación continúa liderando todos los rankings: se ubica en el primer puesto de depósitos, créditos y patrimonio neto. Su rol se fortaleció luego de la crisis financiera 2001-2002.

• Por primera vez desde la crisis, el sistema financiero dio ganancias. En total, fueron u$s 1.958 millones, producto de un aumento del crédito, mayor cobro por servicios y una revalorización de los títulos públicos que mantienen en cartera ( representan en promedio 35% del total de activos).

Dejá tu comentario