Complejo agroexportador estima liquidar unos u$s1.000 millones en las próximas semanas

Economía

Lo adelantó la Cámara de la Industria Aceitera de la República Argentina y del Centro Exportador de Cereales (CIARA-CEC).

Diversas reuniones y contactos mantuvieron el equipo económico y las autoridades del Banco Central para lograr que el sector agropecuario contribuya con el ingreso de divisas. Es que el Banco Central sigue teniendo que vender y consultoras privadas estiman que las reservas netas del Central rondan los u$s 1.500 millones apenas unos 15 días de las demandas de los importadores.

Desde hace dos semanas se instrumentó del denominado dólar soja con la intención de alentar que los exportadores alienten liquidaciones.

En este sentido, el presidente de la Cámara de la Industria Aceitera de la República Argentina y del Centro Exportador de Cereales (CIARA-CEC), Gustavo Idígoras, expresó este miércoles en un comunicado oficial que “a priori se estima que el flujo de las próximas semanas podría implicar un monto cercano a mil millones de dólares; hasta tanto evaluar el ritmo de venta de los productores.

Previamente explico que las recientes comunicaciones del Banco Central sobre prefinanciaciones y/o anticipos de exportación “modifican las condiciones normales para operar en el mercado de divisas en Argentina”. El titular de la entidad aceitera aclaró que la operatoria tradicional consistía en “tomar créditos con bancos del extranjero o anticipos para exportar y se ingresaba a las cuentas para que a los cinco días el BCRA transformara esa posición de divisas en pesos al tipo de cambio oficial”.

Con la modificación actual, “los exportadores pueden mantener sus divisas hasta un máximo de 180 días”. Aclara que la normativa permite que aquel productor que “en caso de hacerlo en cuentas especiales en dólares en el país, el sistema bancario ofrecería una tasa para cubrir el costo de esa prefinanciación en el exterior”.

Idígoras ante la presión oficial por la liquidación del sector agropecuario explicó que "las prefinanciaciones y anticipos de exportación del complejo cerealero-oleaginoso están siempre vinculadas al ritmo de venta de granos de parte de los productores y por lo tanto no resulta factible realizar estimaciones anticipadas sobre el monto de prefinanciaciones y anticipos de exportación”.

En concreto y, por lo que recientemente señaló el propio secretario de Agricultura, Juan José Bahillo, la intención oficial es mejorar el operativo financiero para que los productores que conservan todavía su soja puedan acceder a un mejor tipo de cambio si deciden desmontar su silo bolsa.

Aunque el sector agropecuario no muestra, por el momento, mucho interés en estos complejos mecanismos. Como evalúan los especialistas con una brecha entre el dólar oficial y los dólares financieros que supera el 100% resulta bastante difícil vencer la resistencia de los productores de retener parte de la cosecha.

Además, el complejo agropecuario –que esperaba alguna señal positiva respecto a las retenciones o los cupos de exportación- ya se desilusionaron cuando el secretario de Agricultura, confirmó que ambas herramientas no están –por el momento- en la mesa de negociación.

Dejá tu comentario