Lo que se dice en las mesas

Economía

¿El rebote llegará a tiempo en 2021? El aluvión Alberto. 2 Hoy se conoce el FAE de junio. La apuesta, más tasa. ¿Trump patea tablero institucional? Otra de DJ D-Sol.

Con el encierro a flor de piel gran parte de la atención del mundillo financiero local se distrajo tratando de desentrañar la identidad de un “conocido empresario” que habría dejado un tendal de compromisos pendientes con inversores de ahorros informales. Todas las referencias se orientaron hacia miembros de una histórica familia con una extensa trayectoria inversora en diversos sectores. Al parecer, por ahora, lo único cierto sería la contratación de una agencia “lobista” para “gestión crisis”. En el ínterin, la CNV posó su atención en los papeles de TGLT que venían teniendo, antes y después que le paralizaran una obra, “tremendos movimientos intradiarios”, como los calificó “El escocés” (legendario gestor local), quien descuenta el quiebre del secreto bursátil -que nunca existió- en la investigación en curso. Mientras tanto, algunos otros, empezaron a levantar apuestas sobre una nueva postergación del canje externo. Los que están que trinan son las aseguradoras y sus productores (hay unos 150.000 monotributistas y brokers) porque quedarían afuera de la “moratoria covid-19”, según el dictamen de Comisión sobre el proyecto de ley. A la hora de los Zoom no se habla de otra cosa que del dólar y la inflación, y de cómo piensa el Gobierno la salida, o sea, cuál es la agenda para lo que viene mientras pari passu ya surgen especulaciones sobre las elecciones de 2021. ¿Llegará a sentirse el rebote en el II trimestre de 2021 como para que el oficialismo coseche? En particular, hay muchas lucubraciones sobre el Santo Grial, la provincia de Buenos Aires, bastión K del FdT, donde muchos ya ven la reaparición de la exgobernadora Vidal. Un político mendocino muy cercano a la Rosada ejemplificó al Gobierno de Alberto, quizás en alusión del 50° aniversario de la tragedia cuyana (la rotura del dique Frías provocó el famoso aluvión que sepultó de barro, agua y piedras a la capital a principios de 1970) como “aluvional”no sólo porque le caen problemas fuera del radar sino que hasta propios temas de la agenda oficial terminan siendo un aluvión de problemas como Vicentin y ahora la reforma judicial y la pulseada con la Corte. Todo esto, lo institucional, le viene como anillo al dedo al expresidente Macri, que parece ya vacunado contra el coronavirus al irse de nuevo de gira por el Viejo Mundo, porque si de algo no puede hablar es de la economía.

El BCRA postergó, sorpresivamente, para hoy la difusión del Balance Cambiario de junio. No hay duda de que cada mes más gente utiliza el cupo de los u$s200 mensuales; este diario ya lo señaló e incluso anticipó que julio marcaría otro récord; prueba de ello son las ventas netas diarias del BCRA. Ante la flexibilización por decreto y por izquierda de la cuarentena, ayer el Directorio volvió a apostar a subir la tasa de los plazos fijos en pesos al 33,06% (2,75% mensual). Entre la disyuntiva “deuda vs. inflación”, el criterio del BCRA es claro: que sigan creciendo las Leliq. Después se verá. Sobre la resolución de este embrollo, cada vez gana menos adeptos que esa deuda pase al Tesoro. Al respecto se habló mucho en estos días de que ya importa más la “cuarentena” que el “canje” porque sólo puede impactar en el “CCL”. En cambio, reabrir sectores y actividades tendrá más efecto sobre la maltrecha economía doméstica. En un call conference se debatió el desafío que se viene, el FMI. Ahí expertos del D.C. pusieron el acento en cómo jugará el BID bajo una supuesta presidencia de Claver-Carone, el hombre de Trump de la Florida, distrito clave por el voto latino. Según exnegociadores, el FMI, que espera sentado a la Argentina, pedirá ajuste fiscal y tipo de cambio competitivo y no presionará tanto con el BCRA. Sobre las elecciones en EE.UU. otros analistas invitados destacaron el poder de fuego del Twitter de Trump sobre los mercados y dejaron pensamientos a tener en cuenta: no le va a ser fácil ser derrotado a Donald, por lo que no descartan una crisis institucional, y ya ellos advertían la posibilidad de que se postergue la fecha de las elecciones. Es clave el tema del voto por correo porque históricamente el promedio es de 20%/25% pero para este año se estima en más del 50%. Por eso Trump lanzó dudas sobre estos votos. Además, si bien Biden le lleva entre 10/12 puntos a Trump, el voto latino apenas le aporta 2 puntos al demócrata. Los republicanos, pese a la personalidad de su presidente, temen una catástrofe electoral, por lo que se encolumnarían detrás de él para no perder el Senado y muchos escaños en Representantes. Anoche se especulaba mucho con el vice de Biden, parece que la californiana Kamala Harris ganó terreno, pero despertó celos y temores en varios socios claves del candidato.

Más entretenido estuvo un conference call con millennials de Wall Street donde además de escuchar las advertencias de dos gurúes (Michael Gayed y Ed Yardeni) de que se avecina un colapso bursátil y del cisne turco, se ocuparon del lío armado por DJ “D-Sol”, que no es otro que el CEO de Goldman, David Solomon. Ocurre que el banquero participó de una megafiesta en los Hamptons junto a los DJ y productores The Chainsmokers que reunió a más de 2.000 personas. Los organizadores del “evento de caridad” argumentaron que se cumplieron los protocolos covid-19, pero la aparición de videos generaron la ira del gobernador de Nueva York, Andrew Cuomo, por la violación de las restricciones de distanciamiento social. ¿La junta de accionistas le pasará factura a D-Sol?

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario