Lanzan paquete de lácteos y aceites

Economía

Parte de la estrategia del gobierno para esta semana será mostrase activo en el lanzamiento de medidas económicas. Para esto, desde ayer se aceleraron los trabajos para poder presentar dos paquetes destinados al agro: el de los lácteos y el de los aceites.

La intención oficial es repetirla experiencia de la semana pasada con la ampliación en un millón de toneladas para las exportaciones de trigo. En este caso, nuevamente, se espera que participen el jefe de Gabinete, Alberto Fernández, el ministro de Economía,Carlos Fernández, y los secretarios de Agricultura, Javier de Urquiza, y el de Industria, Fernando Fraguío.

Se estudia si conviene o no que también esté el secretario de Comercio, Guillermo Moreno. En teoría, especialmente en lo que respecta a la leche, debería estar presente.

  • Negociación

    En realidad, los acuerdos que se presentarán, el del sector lácteo y el de los aceites, formaban parte de los capítulos que el gobierno negociaba con los representantes de las cuatro entidades del campo hasta hace un mes.

    En principio, la base del acuerdo por los lácteos incluye tres puntos. El primero es reconocer un precio para el litro de leche de 1 peso, un punto intermedio entre los 0,8 y el 1,2 peso que ofrecía el gobierno y reclamaban los tamberos a comienzo de las discusiones. Además, el gobierno anunciará que serán las provincias y los intendentes los que entregarían los subsidios; y ya no la Nación, repitiendo el esquema que se promete instrumentar para el caso de los reintegros a los productores sojeros de menos de 150 o 300 hectáreas, según la zona.

    Además, se les prometerá a los tamberos que recibirán directamente parte de los subsidios que hoy se les envían a las dos empresas lácteas más importantes (La Serenísima y SanCor) para sostener los fallidos acuerdos de precios máximos que impulsó Moreno.

    En el caso de los aceites, la intención del gobierno es firmar un acuerdo con las principales empresas locales para garantizar el abastecimiento, ante el aumento de los precios en el exterior y el alza de las exportaciones.

    Hay que recordar que el gobierno mantiene trabadas desde hace casi un mes las ventas de aceite de girasol al exterior.

  • Propósito

    La intención del gobierno ante este panorama es liberar, al menos en parte, el envío de aceites de girasol al exterior, comprometerse a acelerar el pago de compensaciones a los aceiteros que sean pequeños y medianos productores, y garantizar que las exportadoras garanticen la provisión del mercado interno.

    Habrá que ver si para el anuncio de la medida, algunas empresas beneficiadas son invitadas a la Casa de Gobierno. Sucede que algunas (Cargill, Nidera, Molinos, Deheza), son también acusadas de fomentar el conflicto con el campo. Son las famosas « hermanas» que financian la protesta desde la oligarquía, según el discurso oficial.
  • Dejá tu comentario