28 de noviembre 2008 - 00:00

Montoya defendió las medidas fiscales anunciadas por el Gobierno

El titular de ARBA, Santiago Montoya
El titular de ARBA, Santiago Montoya
El titular de la Agencia de Recaudación de la provincia de Buenos Aires (ARBA), Santiago Montoya, defendió ayer el plan anticrisis elaborado por el Gobierno nacional, a pesar que cuenta con una moratoria de impuestos que va en dirección contraria a la tarea de los recaudadores.

Precisamente, los encargados del cobros de tributos saben que si los perdones impositivos se suceden terminan por desalentar a los que pagan los impuestos porque consideran que tarde o temprano el Estado condonará las deudas.

Además, termina siendo un castigo para el cumplidor y un premio para el moroso.

El Gobierno justificó la moratoria y el blanqueo impositivo en el carácter de excepción que presenta la crisis financiera global.

Montoya defendió la medidas fiscales y negó que sean injustas para los cumplidores.

Si bien admitió que "para un recaudador es como tragarse un sapo dar este tipo de facilidades", justificó la medida por la profunda crisis financiera mundial.

Negó que permita la impunidad en las causas penales contra evasores y descartó que la repatriación de capitales pueda facilitar el lavado de dinero, pese a que el proyecto no exige que se justifique el origen ni la fecha de adquisición de los bienes que se traen del exterior.

En un primer momento, Montoya, el recaudador más famoso, ensayó críticas a estas medidas del gobierno nacional, pero ayer salió a respaldarlas.

En ese marco, aseguró que con el blanqueo de capitales, una de las medidas que contiene ese programa oficial, "no habrá una ola masiva de lavado de dinero", como advirtieron algunos dirigentes de la oposición.

"Los argentinos podemos estar tranquilos: las medidas que ha presentado la Nación no ofrecen riesgos de que tengamos una ola masiva de lavado de dinero, o de coimas que son utilizadas para comprar departamentos u otras cosas", sostuvo el funcionario provincial.

En declaraciones radiales, Montoya señaló además que los anuncios formulados por la presidenta Cristina Kirchner en la Conferencia Industrial de la UIA, esta semana, "no implican una violación de los valores básicos que debemos cuidar como sociedad, como argumentan desde la oposición".

Asimismo, subrayó que el retorno de los fondos en el extranjero "debe generar tranquilidad", y consideró que "los ciudadanos tienen que darle el margen necesario al Gobierno para enfrentar la crisis financiera internacional".

Dejá tu comentario

Te puede interesar