28 de febrero 2006 - 00:00

Se perdió ritmo en rueda confusa

Se perdió ritmo en rueda confusa
A casi nadie le quedó claro en qué punto desembarcó el mercado, después de amanecer en la semana con un desempeño divorciado del ritmo en que había culminado el viernes.

La falta de sustento, llamativa carencia tratándose de las ruedas finales del mes, dejó como suspendido en el aire el máximo alcanzado por el Merval -de 1.748 puntos- debiendo contraer la marca y concluir casi en posición neutral.

Tras tocar mínimo de 1.728, el indicador quedó en 1.736 y con una mejora de solamente 0,5 por ciento que, curiosamente, coincidió casi de modo exacto con lo producido por los mercados referentes, que se movieron dentro de tal nivel.

Un desarrollo que se vio falto de vivacidad, donde las dos fuerzas se conformaron con un dejar pasar las horas y sin agredir a los precios con cantidades importantes de órdenes.

A una fecha del cierre, solamente quedó implícita la posibilidad de estar reuniendo energías para producir un remate de período donde el índice reciba incentivos puntuales, dado el grado de importancia que adquiere para corregir carteras. Tema para develar hoy.

• Calma total

Proviniendo de los tres dígitos del viernes, las órdenes se resumieron a cincuenta por ciento de aquello.

Un total de casi
$ 56 millones de efectivo, con 10 por ciento de ello en CEDEAR, llevó al segmento acciones a cubrir algo más de 9 por ciento del total general.

Notas coloridas en plazas de menor calado, mientras se acallaban los ruidos intensos en plazas como
Tenaris y Telecom, en volumen y alzas.

Quedando escasas diferencias en las tres rectoras clásicas del índice.

Se arriba a la última rueda de febrero con el
Merval en negativo de algo más de 3 por ciento, una diferencia difícil de poder neutralizar en solamente una sesión.

El intento no se descarta, aunque precisará otro
ritmo y actitud.

Dejá tu comentario

Te puede interesar