Trenes: relicitan San Martín y nueva terminal en Retiro

Economía

En 30 a 40 días estará listo el pliego de licitación del ferrocarril San Martín, tras la rescisión del contrato con Metropolitano que se concretó el viernes. Según trascendidos, el Estado se hará cargo de la electrificación de la línea y trasladará la terminal que hoy tiene en Retiro a andenes ociosos que se encuentran en la salida del Mitre, operado por Trenes de Buenos Aires (TBA).

Este traslado facilitaría la electrificación y permitirá construir una terminal de transporte automotor de corta distancia donde hoy se encuentra la terminal del San Martín.

Dentro del sector empresarial, el traslado del San Martín a andenes de TBA suscita algunas suspicacias. Pero en principio, los otros dos concesionarios (el grupo Roggio y Gabriel Romero, concesionario de la Hidrovía) estarían dispuestos a pelear por el negocio. Se considera que el San Martín electrificado por el Estado tendrá una rentabilidad razonable y sobre todo ascendente, porque incorporará muchos más pasajeros que los 82.000 que transporta actualmente por día.

Por otra parte, el próximo sábado la operación del ferrocarril San Martín, cuya concesión le fue quitada a Metropolitano, pasará a ser realizada por la unidad constituida por representantes de las otras tres concesiones ferroviarias. Pero ya desde el viernes pasado, el Estado, a través del secretario de Transporte,
Ricardo Jaime, y funcionarios del área, está a cargo de la línea.

Según otros trascendidos, el gobierno y Metropolitano firmaron un acta de « transferencia ordenada», al tiempo que se realizará el inventario que prevé el Decreto 798 durante los próximos 30 días. La tarea acarrearía algunas dificultades adicionales porque Metropolitano tiene hasta ahora una contabilidad única para las tres líneas férreas, e igual tratamiento adoptó con el material rodante y los repuestos.

• Locomotoras

En principio, la Secretaría de Transportedecidió ya sumar tres locomotoras que se pedirán a las concesionarias de trenes de carga, y se agregarían 20 vagones que deben reacondicionarse, porque estaban abandonados en un taller de Metropolitano.

El San Martín, línea en la que más accidentes fatales ocurrieron en los últimos años por la cantidad de pasajeros que viajaban en los estribos, tiene actualmente 16 formaciones con 7 vagones cada una. La idea oficial es que durante la transición operen 19 trenes, con 8 vagones por lo menos cada uno.

En apariencia, el gobierno no cree que la Justicia falle a favor de Metropolitano, ya que la jueza interviniente, Claudia Rodríguez Vidal, no dio lugar a la medida cautelar, aun cuando se dictó el decreto de rescisión, y se abocó a estudiar los planteos de fondo de Metropolitano sobre incumplimientos del Estado y trato discriminatorio con respecto a los otros concesionarios.

Por otra parte, el ministro
Julio De Vido dijo el viernes que «si no mejoran los servicios, es una posibilidad cierta» la rescisión de los contratos del Roca y del Belgrano Sur, que son operados también por Metropolitano.

En ese sentido, trascendió que en el término de diez a quince días la Comisión Nacional de Regulación del Transporte (CNRT) terminaría los informes « prefinales» del Roca y del Belgrano Sur, a partir de los cuales el gobierno tomaría una decisión sobre esas concesiones. En este contexto, el gobierno le da mucha trascendencia a que la Justicia dilucide el atentado a la central de control del Roca en Constitución que se produjo a fines de mayo, con la presunción de que Metropolitano habría cometido como mínimo una grave «negligencia».

Dejá tu comentario