16 de marzo 2011 - 00:00

Algo bueno: bonos en dólares resistieron la ola de ventas

Ben Bernanke
Ben Bernanke
Japón no sólo derrumbó los mercados del planeta sino que hizo caer los precios del petróleo, del oro y de las materias primas. Los inversores y ahorristas se refugiaron en los Bonos del Tesoro de Estados Unidos, mientras el titular de la Reserva Federal, Ben Bernanke, calmaba los ánimos diciendo que el país iba a seguir creciendo.

En la Argentina la baja de los bonos fue generalizada, pero hubo una rara excepción, el Discount en pesos cerró sin cambios. Este papel en las últimas dos ruedas había perdido el 5%, esto significa que ayer hubo compradores de oportunidad. En el resto de los títulos en pesos los retrocesos no fueron tan fuertes como se temía porque venían de un derrumbe. El promedio de la baja fue del 1%. Si bien la crisis de Japón fue uno de los motivos de la debacle, no hay que olvidar que se conoció que la inflación oficial de febrero fue del 0,7% y esto reafirmó la decisión de los inversores de no mantener bonos indexados.

Los cupones PBI, los papeles más sólidos, tuvieron un retroceso mayor que el promedio, ya que el derivado en pesos perdió casi el 2%. De todas maneras, en lo que va de marzo sigue el 1% arriba. El nominado en dólares que cedió el 1,20% está el 2% arriba en el mes. Como estos papeles ajustan por el crecimiento de la economía, la fuerte baja de la soja incidió en la caída.

Los bonos posdefault en dólares se defendieron bien y sus bajas fueron mínimas. El Bonar X y el Boden 2015 tuvieron retrocesos ínfimos que no superaron el 0,30%.

De todas maneras, las bajas de los bonos en dólares en el exterior y la suba de los títulos del Tesoro de Estados Unidos, que es contra quien se los compara, hicieron que el riesgo-país que mide el JP Morgan subiera casi el 3% a 597 puntos básicos.

El castigo más grande lo recibieron las acciones. El índice Merval de las líderes perdió el 2,82% y es la caída más grande del año. Es la sexta rueda consecutiva de baja. Las acciones ahora están en el nivel que tenían a fines de noviembre pasado y pierden el 6,10% en el mes. Todas las líderes bajaron, a excepción de Telecom, que avanzó el 0,50%.

Los papeles energéticos encabezaron las caídas. YPF perdió el 7%, seguido por Transener con el 5,59% y Banco Hipotecario con el 4,81%.

Esta vez la baja fue con un fuerte monto de negocios. Se operaron $ 105 millones, el doble de lo que se venía negociando.

El dólar también se vio afectado por los temores de los inversores. En el mercado marginal, el «blue» subió 2 centavos a $ 4,16, mientras el «contado con liqui» que se utiliza para fugar capitales siguió en $ 4,22. Hay salida de divisas del país que no tienen que ver con Japón. Empezó a principios de febrero.

En la plaza mayorista la demanda de los privados se notó. A las 11.10 el dólar tocó un máximo de $ 4,038 pero enseguida aparecieron vendedores y cerró a $ 4,035. El Banco Central compró apenas u$s 25 millones, pero sus reservas bajaron casi u$s 100 millones por el derrumbe del oro y la caída del euro. Ahora las reservas están en u$s 52.338 millones. Todo indica que hoy será un día complicado. La crisis nuclear se agravó y hay temor porque no sólo afecta a Japón sino que puede complicar al mundo.

Dejá tu comentario