3 de febrero 2016 - 00:00

Arranca devaluado round bonaerense

María Eugenia Vidal, Hernán Lacunza y Roberto Baradel
María Eugenia Vidal, Hernán Lacunza y Roberto Baradel
Buenos Aires - Pese a tener al retorno a clases sin huelgas como una de sus prioridades, arrancará hoy con tono devaluado la paritaria salarial de la gobernadora María Eugenia Vidal con los docentes, de la mano de un encuentro que sólo reunirá a segundas líneas de ambas partes.

De la reunión a las 10 en el Ministerio de Economía, en La Plata, no participarán -como estaba originariamente previsto según fuentes gubernamentales, y pese a tratarse de la Comisión Salarial- los ministros Hernán Lacunza (Economía) y Marcelo Villegas (Trabajo), ni el director de Cultura y Educación, Alejandro Finocchiaro. Ese escenario se replicará del lado de los gremios, que no enviarán a sus secretarios generales.

El apagado arranque está ligado a la falta de avances en la paritaria docente nacional, con la consiguiente incertidumbre en torno a cuál será el tenor de la suba del salario mínimo de los maestros a nivel país, hoy de 6.060 pesos.

Esa pulseada es tomada como referencia para las negociaciones de los mandatarios con los sindicatos locales, con el objetivo de asegurar un normal inicio del ciclo lectivo 2016 el 29 de febrero.

Pese a ello, según pudo saber este diario, desde el Ejecutivo bonaerense explorarían hoy el grado de aceptación de un incremento salarial anual en tres partes, que será rechazado por los sindicatos.

La brecha es grande entre las partes
: los docentes exigen alzas de entre el 35% y el 43%, mientras que el vidalismo seguiría los lineamientos nacionales de la Casa Rosada, desde donde advierten que la pauta inflacionaria tiene como techo el 25%.

Con ese delicado telón de fondo, el encuentro de hoy con los maestros -al que asistirán el Frente Gremial (Suteba, Feb, Uda, Sadop y Amet) y Udocba- no promete a priori mayores avances. Tampoco la reunión posterior -a las 15- con sindicatos estatales, que ya elevaron su malestar por la existencia de despidos y ceses de contratos en la administración pública.

A las 9, el Frente Gremial tiene previsto mantener un encuentro para intentar unificar un planteo único, frente a la disparidad de las pretensiones dentro de la coalición.

En las últimas horas, trascendió que el Gobierno de Vidal no descarta -como Plan B- reabrir la negociación a mediados de año, como reclaman los gremios, para incluir un monitoreo de la inflación (Roberto Baradel, de Suteba, apuntó ayer a mayo). La variante es hoy -afirman fuentes gubernamentales- sólo una de las alternativas, atada a las negociaciones. Pero un esquema de ese orden también es evaluado por otras provincias (ver aparte).

Dejá tu comentario