Financiamiento político y barras, agenda urgente del Congreso

Edición Impresa

Las dos iniciativas no pudieron tratarse en las sesiones extraordinarias de diciembre pasado por falta de consenso e internas oficialistas.

‌ El Gobierno ratificó ayer a través del ministro del Interior, Rogelio Frigerio, la agenda “urgente” del Ejecutivo de cara al inicio de sesiones ordinarias del viernes próximo. En primer lugar aparece la ley de financiamiento político y, un poco más alejado, el proyecto para combatir a las violentas barras del fútbol argentino.

“Serán las dos iniciativas que el Gobierno espera tratar”, señaló ayer Frigerio de cara al inicio de sesiones ordinarias que activará Mauricio Macri el viernes, durante la Asamblea Legislativa que comenzará a las 11. El funcionario además agregó que espera que ambas iniciativas puedan transformarse en leyes “en la primera semana de abril”.

En diciembre pasado, el Ejecutivo convocó a sesiones extraordinarias con un amplio temario que tenía dos objetivos principales: el financiamiento político y la ley antibarras, que el propio oficialismo dejó dormir casi tres años. Con Elisa Carrió enojada por el permiso para que empresas pudieran solventar campañas, Cambiemos apuntó al menos a empujar la iniciativa contra los violentos en el fútbol.

La ley quedó trabada en Diputados: la poca cintura de la legisladora radical y titular de la comisión de Legislación Penal, Gabriela Burgos (Jujuy), fue aprovechada por la oposición para pulverizar el texto. Desde el Ejecutivo se esfumó la palabra del ministro de Justicia, Germán Garavano, para defender a Cambiemos, y Casa Rosada dejó en soledad no sólo a la diputada sino también a la ministra de Seguridad, Patricia Bullrich.

El proyecto se aprobó en general y, durante la discusión en particular, el aliado Martín Lousteau cerró el moño del papelón al pedir que se enviara la ley hacia la comisión, algo lógico ante el desconcierto que hubo en ese momento en el recinto de la Cámara baja. No sólo festejaron opositores sino también operadores políticos-futbolísticos que responden al jefe de Gabinete, Marcos Peña, tal como contó en diciembre pasado Ámbito Financiero.

Con respecto al financiamiento político, el período estival sirvió para que oficialismo y oposición acuerden iniciar ese debate en el Senado, donde ya existe un dictamen. El 7 de noviembre pasado Cambiemos, el peronismo y silvestres misioneros y santiagueños apoyaron un despacho que aún espera su votación. Además, está vigente la promesa de Carrió de no dinamitar la discusión en Diputados, donde la Coalición Cívica sólo votaría en general el texto que llegue desde la Cámara alta, que intenta sellar una sesión para el 13 de marzo próximo.

Por otra parte, Frigerio comandó ayer junto a secretario de Asuntos Políticos e Institucionales, Adrián Pérez, y al director Nacional Electoral, Rodrigo Conte Grand, una reunión con jueces y secretarios electorales para analizar el nuevo sistema de transmisión de resultados desde las escuelas, con el que el Gobierno busca agilizar el escrutinio provisorio de las elecciones 2019.

“Con el nuevo sistema de transmisión de telegramas desde las escuelas vamos a poder tener los resultados antes, lo que significa reducir tensiones la noche de la elección. También será algo más homogéneo, ya que así evitaremos que haya disparidad producto del traslado físico de los telegramas a los centros de transmisión que están ubicados en los centros urbanos”, manifestó Pérez.

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario