Como Madoff, Dubai arrasó con sueños de famosos

Edición Impresa

Los efectos de la crisis de Dubai World no se limitaron a una simple sacudida en los mercados de valores: el coletazo habría llegado también a las finanzas de los famosos. Brad Pitt, David Beckham y el fallecido Michael Jackson fueron algunas de las celebridades que se dejaron tentar por los lujosos proyectos inmobiliarios de la empresa que ahora está en default, según lo consignó el blog Alphaville, del diario Financial Times (http://ftalphaville.ft.com/).

Los ricos y famosos fueron un objetivo obvio para las propiedades que ofrecía Dubai World: una isla propia, una hoja de palmera en el proyecto fundacional de la firma, The Palm, acaso un continente en el archipiélago The World. Todo ello libre de impuestos.

Aspiraciones

Según trascendidos, Angelina Jolie y Brad Pitt pensaban hacerse de Etiopía; Richard Branson, el propietario de Virgin, aspiraba a ocupar Inglaterra; y el cantante Rod Stewart planeaba dominar Escocia.

Aunque no hay datos precisos de las cantidades entregadas a cuenta por famosos u otros inversores no tan célebres, la reserva de las propiedades exigía un anticipo del 70% de su valor.

El responsable del consorcio que compró Irlanda por u$s 38 millones en 2007 se suicidó a principios de este año.

La lista de las estrellas seducidas por la moda del turismo de lujo y un negocio que prometía grandes beneficios incluiría, además, a Tiger Woods, Tom Cruise, Naomi Campbell, Denzel Washington, Donatella Versace y Michael Owen entre otros.

Dejá tu comentario