24 de enero 2011 - 00:00

Cuesta el número redondo

Cuesta el número redondo
Los comerciantes lo saben desde lejos, no es lo mismo colocar un precio a $ 10 que a $ 9,99, aunque suene a una tontería (para economistas que todo lo pasan por los libros de texto). La razón psicológica nunca pierde peso en las decisiones del consumidor, haciéndose a la idea de que algo está «más barato», aunque en la práctica resulte casi lo mismo. Y en Bolsa es un clásico que cada vez que se afronta una nueva marca «redonda», un pase de centena como ahora, la barrera se hace difícil de doblegar. Algunas veces lo consultamos con agentes bursátiles -en tema que remitimos a la columna de «cupones bursátiles- y confirmaban lo dicho: el número «redondo», invadido de ceros, genera cierto choque contra el techo que significa. En nuestro mercado se ha visto en las dos últimas ruedas. El jueves, cuando el máximo alcanzó los «3698» puntos intradiarios y después aflojó. Y en la última fecha, del viernes, oportunidad donde el impulso llevó a que se perforara la frontera, con «3700,90», pero que no se pudo sostener ante la inmediata surgencia de oferta. De tal forma, con mínimo en «3638» puntos y el máximo mencionado, se concluyó con «3648» unidades, debajo del cierre del jueves, en casi un medio por ciento. El exterior ofreció el remanido avance -a codo y rodillas- del Dow Jones, que se arrastra de a poco y sigue sumando con el 0,4%. También persiste la pobre actuación del Bovespa, índice que perdió el viernes otro 0,62% y a contramano de lo que potencialmente parece merecer. El cuadro local se completó con parejo nivel entre especies, «36» a «39», en favor de los papeles en descenso, con el marco de $ 78 millones de efectivo. En tal aspecto, perdiendo una buena rebanada del total del jueves, que estuvo en zona de los $ 95 millones. Fue la porción faltante la que se pudo percibir, donde la oferta salió y no halló la contrapartida esponjosa. Causa para que el Merval no pudiera darse el gusto de pasar a la zona de los «3700» y seguir su viaje... El período completo vio buen ganador al Merval y un rotundo perdedor -el Bovespa-, por aquí con más de 3% de ganancias. Y en San Pablo cayendo el 2,5%. A media agua quedó navegando el Dow Jones, con su mejora del 0,71% en el correr del período. Lapso que en Buenos Aires se aprovechó bien, cambiando de papeles estrella. Y la Bolsa, gozando.

Dejá tu comentario