España, sin tregua: Cataluña pidió ayuda por 5.023 M de euros

Edición Impresa

Madrid - La región de Cataluña solicitó ayer un rescate al Estado español de 5.023 millones de euros. El presidente, Mariano Rajoy, confirmó que ayudará a «Cataluña, como ayudamos a todos». El portavoz del Gobierno catalán, Francesc Homs, dijo que utilizará estos recursos para cumplir con el déficit público comprometido y para refinanciar «vencimientos pendientes» a lo largo del año.

La región afronta vencimientos de deuda por más de 5.700 millones de euros en el segundo trimestre de este año. Debido a sus problemas de liquidez, Cataluña ha contraído en los últimos meses deudas con instituciones sanitarias, educativas y entidades sociales. Cataluña es, con más de 42.000 millones de euros (el 21% de su PBI), la región más endeudada y debe reducir el déficit público del 3,9% con que cerró 2011 al 1,5% a final de 2012.

El rescate solicitado por Cataluña supone un tercio del fondo aprobado por el Gobierno de Rajoy, de 18.000 millones de euros, para cubrir las necesidades de financiación de los gobiernos regionales. Cataluña es la tercera región que solicita ayuda al fondo de rescate después de Valencia, que podría necesitar 3.500 millones de euros, y Murcia (200 o 300 millones).

El fondo de rescate a los gobiernos regionales contempla una serie de condiciones financieras y políticas a cambio de la ayuda. Sin embargo, Homs dijo que no aceptará ninguna condición adicional porque Cataluña ya está realizando recortes y además porque «éste es dinero que les corresponde a los catalanes».

La región, gobernada por los nacionalistas (Convergencia i Unio), aprobó este año recortes por 1.500 millones de euros, tercer plan de ajuste desde 2011 y que eleva el monto total de recortes a 5.000 millones de euros. Los planes de ajuste han incluido la reducción de personal y la privatización de empresas públicas, la baja de salarios a los funcionarios, la suspensión de subvenciones, el aumento de tasas universitarias, la introducción del copago sanitario y la congelación de obras públicas.

Agencia ANSA

Dejá tu comentario