Fin de feria: vuelven causas ‘‘políticas’’ en Comodoro Py

Edición Impresa

Las emociones volverán hoy a la Justicia federal cuando, ya finalizada la feria de verano, se reactiven las causas sensibles para el poder político. Empresarios, sindicalistas y funcionarios habituados a vivir en las alturas del poder prometen animar un año intenso en los tribunales de Comodoro Py.

El juez Ariel Lijo continuará citando testigos en su investigación de la llamada trama Ciccone, que tiene a Amado Boudou entre sus principales protagonistas. La pericia también incluye al abogado Alejandro Vandenbroele y a José María Núñez Carmona, hombre de confianza del expresidente. Lijo busca saber si Boudou favoreció, desde sus cargos públicos, que la firma The Old Found se hiciera con la Calcográfica Ciccone.

A fines del año pasado la Cámara Federal rechazó los pedidos de nulidades que Boudou y otros imputados presentaron. La Sala I, con los votos de los jueces Eduardo Freiler y Jorge Ballesteros, confirmó la validez como pruebas del testimonio de Laura Muñoz (exesposa de Vandenbroele), el allanamiento al departamento del vicepresidente en Puerto Madero y las diligencias efectuadas por el fiscal Carlos Rívolo.

Resolución

Al mismo tiempo también se espera una resolución del juez federal Norberto Oyarbide en la causa contra los hermanos Sergio y Pablo Schoklender por el presunto desvío de fondos de la Fundación Madres de Plaza de Mayo.

Oyarbide deberá resolver si procesa a los Schoklender, a Alejandra Bonafini -hija de la titular de Madres de Plaza de Mayo, Hebe de Bonafini-, y a otro casi centenar de acusados por el supuesto desvío de más de 700 millones de pesos que el Estado había destinado a la fundación para la construcción de viviendas sociales, mediante el plan «Sueños Compartidos».

En 2012 el juez había dispuesto la detención de los Schoklender, quienes luego fueron excarcelados bajo fianza por la Cámara que incluyó fuertes críticas a Oyarbide.

También se espera que el juez Sebastian Casanello dé por finalizados los trámites para elevar a juicio oral la causa por las supuestas escuchas telefónicas en la que está procesado el jefe de Gobierno porteño, Mauricio Macri.

En agosto del año pasado el fiscal Jorge Di Lello emitió un dictamen requiriendo el juicio oral para Macri, el espía Ciro James, el exministro de Educación, Mariano Naradowsky y el extitular de la Policía Metropolitana, Jorge «Fino» Palacios.

Los procesados serán juzgados por supuesta asociación ilícita y violación de secretos y de la privacidad, y en el caso del ex ministro, también se le atribuye una presunta administración infiel, ya que desde su área se le pagaba un salario a James por tareas de asesor legal.

Casanello también tendrá a su cargo el capítulo que se desarrolla en Comodoro Py de la puja judicial entre el Gobierno y el Grupo Clarín por la ley de medios. El juez investiga el viaje a Miami del camarista civil y comercial Francisco De las Carreras -quien ha extendido medidas cautelares favorables a la empresa- para participar de un congreso auspiciado por Cablevisión y otras empresas de televisión paga de la región. De las Carreras había sido denunciado por el oficialismo por supuesta «falta de imparcialidad». Mediante distintas diligencias el magistrado busca conocer más detalles sobre la relación de la ONG que organizó el encuentro con los jueces que participaron.

En cuanto a la trama de la llamada «mafia de los medicamentos» se encuentra pendiente la elevación a juicio oral la causa que lo tiene por protagonista al extitular del gremio La Bancaria Juan José Zanola, entre otros.

El gremialista estuvo dos años preso y cuando la Cámara lo excarceló denunció públicamente que el juez de la causa (Oyarbide) le enviaba emisarios a la cárcel con el objetivo de sobornarlo a cambio de la excarcelación. Una cuestión que ya tramita en el Consejo de la Magistratura.

En cuanto a los juicios orales, el próximo lunes se reanudará el debate por el crimen del activista del Partido Obrero (PO) Mariano Ferreyra -durante enero se realizaron algunas audiencias- con una inspección ocular en Barracas, donde ocurrió el crimen por el que están acusados y detenidos el sindicalista ferroviario José Pedraza y otros nueve integrantes de ese gremio.

En tanto, el martes próximo se reanudará el juicio por las supuestas coimas en el Senado que tiene por protagonista al expresidente Fernando de la Rúa. En la primer audiencia de 2013 volverá a declarar el arrepentido Mario Pontaquarto.

Dejá tu comentario