Macri, en modo campaña 2019: inmigrantes y mimo a Schiaretti

Edición Impresa

Se quedó a dormir en Córdoba y reunió allí a su Gabinete. Es la provincia que le dio la diferencia clave en 2015. Desde allí habilitó también el debate por los inmigrantes.

Mauricio Macri desplegó ayer en Córdoba una estrategia mixta de inicio de campaña y pacificación para tranquilizar la votación del Presupuesto 2019. Se mostró en esa provincia que le dio un empujón definitivo en los votos que lo hicieron Presidente en 2015 junto al peronista Juan Schiaretti. Juntos presidieron una reunión de Gabinete conjunto. Desde allí habló de la política en materia de inmigración y sobre la economía y hasta se quejó por la suba de impuestos, una curiosidad, justo en una semana donde su Gobierno está lanzando nuevos tributos: "Pagamos impuestos demasiado altos, demasiado caros. Tenemos uno de los sistemas impositivos más caros, más altos del mundo.No podemos pagar más impuestos, tenemos que pagar menos impuestos en el tiempo, para que haya más trabajo de calidad para la gente. Necesitamos gobernantes que se hagan responsables de cumplir esos presupuestos", dio.

Todo fue tras su encuentro con María Eugenia Vidal en Trenque Lauquen para mostrar unidad en medio de los roces por la actualización del fondo del conurbano bonaerense. Desde allí partió a Río Cuarto, donde el miércoles se quedó a dormir y vio la clasificación de Boca a la final de la Copa Libertadores.

Luego de la reunión conjunta, la Nación y Córdoba firmaron un convenio de cooperación en materia de seguridad para combatir la narcocriminalidad en la provincia, con el cual se establece un comando unificado entre fuerzas federales y provinciales y deberá ser aprobado por la Legislatura.



Después de eso Macri tuvo definiciones sobre la situación económica. A un periodista le respondió: "No estoy de acuerdo con su visión, la cadena de producción no presenta despidos masivos" y ponderó el acuerdo con el FMI que dio a la Argentina "el apoyo más grande de la historia"

Las declaraciones se escucharon durante una conferencia de prensa junto al Gabinete tras la inauguración del encuentro Argentina Exporta, en la Sociedad Rural de Río Cuarto, Córdoba.

"Estoy convencido que lo que estamos haciendo es lo correcto y la Argentina va a volver a crecer y esta vez durante muchos años", dijo.

"Con magia no se sale de la situación", siguió Macri y subrayó: "Sé que han sido tiempos difíciles pero lo que hemos hecho va a estabilizar a la Argentina y va a generar oportunidades de progreso para todos".

Fue allí donde habló a favor de "debatir todo el manejo inmigratorio". Y fijó postura: "La Argentina es un país de una generosidad absoluta y todos estamos orgullosos de eso, pero también queremos ver que haya reciprocidad, porque si no, uno tiene la sensación de que se es demasiado generoso y abierto frente a otras realidades". Todo fue en línea con el planteo que Miguel Pichetto viene haciendo desde el Senado sobre la situación de los inmigrantes que ingresan al país sin control.

Dejá tu comentario