Papa: primer día se habló de VatiLeaks

Edición Impresa

Ciudad del Vaticano - En este primer día de Congregaciones, los que hablaron más claramente sobre el caso VatiLeaks fueron los cardenales norteamericanos, quienes aseguraron que durante las reuniones preliminares en el Vaticano "harán preguntas" sobre esas devastadoras filtraciones de documentos secretos que el año pasado sacudieron a la Santa Sede.

"Suponemos que vamos a plantear algunas preguntas a los cardenales implicados en el gobierno de la Curia", destacaron los cardenales Francis George y Donald Wuerl, quienes junto a otros de sus 'colegas' de Estados Unidos dieron una conferencia de prensa. Ello, en el marco del comienzo de las deliberaciones, que marchan a ritmo lento, ya que si bien ayer hubo dos reuniones, hoy y mañana habrá una, informó ayer el portavoz vaticano, Federico Lombardi.

Los norteamericanos también se expresaron sobre el otro frente delicado para la Iglesia, o sea los casos de pederastia: "Se trata de una grave herida en el cuerpo de la Iglesia, herida -indicaron- que el nuevo papa tendrá que afrontar". Sobre este tema -añadieron- es necesario tener una "tolerancia cero".

Los estadounidenses fueron sólo algunos de los cardenales que en el primer día estuvieron en el centro de las miradas de la prensa mundial a raíz de la apertura de las Congregaciones, en las que se comenzaron a discutir los grandes temas que la Iglesia enfrenta para el futuro y por lo tanto -indirectamente- también del perfil ideal que deberá tener el sucesor de Benedicto XVI.

De VatiLeaks se habló, por otra parte, también durante la habitual rueda de prensa que el vocero del Vaticano, padre Lombardi, da cada día poco después del mediodía.

"Debemos pensar en todo lo que hacen los cardenales en estos días: están las reuniones, las Congregaciones generales, y están los diálogos que los cardenales realizan entre sí, destacó cuando se le preguntó si en las Congregaciones se podrá hablar del informe sobre el caso VatiLeaks preparado por la comisión de investigación compuesta por tres cardenales: Julián Herranz, Jozef Tomko y Salvatore De Giorgi.

Algunos miembros del Colegio cardenalicio están "interesados en tener informaciones que consideran pertinentes sobre la situación de la curia y de la Iglesia en general: ellos pedirán a sus colegas ser informados en la materia", subrayó. "Es una posibilidad en el marco de los acontecimientos de estos días", añadió Lombardi.

Sobre el delicado "dossier VatiLeaks" se pronunció también el arzobispo de Aparecida y presidente de la Conferencia Episcopal de Brasil, Raymundo Damasceno: "Todos los cardenales deberían tener informaciones sobre ese documento, que de todos modos no creo sea necesario entregar a cada uno de los cardenales".

Las reuniones de hoy y mañana comenzarán a las 09.30 y se celebrará, como las dos de ayer, en el Aula Nueva del Sínodo, en el complejo del Aula Pablo VI.

A la primera reunión asistieron 142 cardenales, de los 207 que forman el Colegio Cardenalicio. De los 142 presentes por la mañana, 103 eran cardenales electores, es decir, menores de 80 años y que podrán -como establece la normativa de la Iglesia- entrar en la Capilla Sixtina para elegir pontífice, cuya fecha está por definirse.

A la congregación de la tarde se unieron otros cuatro cardenales electores. Se trata del patriarca maronita Bechara Rai; el cardenal de Colonia (Alemania) Joachim Meissner; el de Berlín, Rainer María Woelki; y el de Dakar, Theodore Adrien Sarr.

Agencias ANSA y EFE

Dejá tu comentario