19 de marzo 2009 - 00:00

Para envidiar: Panamá emite bono

Panamá - El Gobierno de Panamá informó que la reapertura ayer del bono Global 2015 por 323 millones de dólares en el mercado financiero internacional obtuvo una demanda de 650 millones de dólares, «dos veces por encima» del precio objetivo. El ministro panameño de Economía y Finanzas, Héctor Alexander, dijo que con esta operación, ejecutada por los bancos de inversión Morgan Stanley y UBS, Panamá confirmó su presencia en los mercados de capitales internacionales con «una de las pocas transacciones ejecutadas por soberanos en momentos de continua volatilidad e incertidumbre». Sin duda para envidiar, cuando la Argentina tiene el crédito cerrado en mercados y su secretario de Finanzas, Hernán Lorenzino, se debate entre canjes y canjes de bonos.
El objetivo de Panamá es contratar, a los costos más bajos posibles y por debajo del costo promedio de la deuda pública, los recursos para las necesidades de financiación del Presupuesto del Estado para el año 2009, indicó Alexander. Añadió que la operación permitió una alta participación de inversores de EE.UU. por el orden del 60%, y de aproximadamente el 40% de inversionistas europeos. Esto motivó un libro de órdenes «muy diversificado con más de 50 cuentas de alta calidad recibidas», afirmó el funcionario.
La emisión forma parte de la programación financiera de 2009 y está enmarcada en la visión estratégica de desarrollo, así como en la ley de responsabilidad social fiscal en materia de límites de endeudamiento relacionados con el déficit fiscal. «La entrada a los mercados de capitales internacionales permite al país seguir manejando bajos costos de endeudamiento que se traducirán en una mayor disponibilidad de recursos para atender necesidades de orden social, que desde un principio ha sido una de las metas del Gobierno», aseguró Alexander. Recalcó que la decisión de acudir a los mercados internacionales se tomó «para no extraerle liquidez al mercado financiero local y mantenerlo fortalecido frente a la crisis financiera global».
La reapertura de este bono, subrayó, «se ejecuta en momentos de alta volatilidad e incertidumbre en los mercados de capitales internacionales y es evidencia de la demanda que existe por los papeles de deuda panameña». Destacó que la prima de reapertura (el monto medido en puntos base que requieren los inversionistas para participar en una transacción) fue la más baja lograda por emisores de deuda de países emergentes desde finales del año pasado, cuando se reabrieron los mercados de capitales internacionales. Esto incluye a los países que gozan de un grado de inversión otorgado por las calificadoras de riesgo internacionales, como Panamá, México, Colombia y Brasil.
Agencia EFE

Dejá tu comentario