28 de noviembre 2008 - 00:00

Petroleros pactaron que no habrá despidos

El ministro de Planificación, Julio De Vido, junto a su par de Trabajo, ayer con los gobernadoresde las provincias petroleras y representantes de sindicatos del sector, en la firma delacuerdo social que contempla la continuidad de los puestos de trabajo y el mantenimientode las inversiones.
El ministro de Planificación, Julio De Vido, junto a su par de Trabajo, ayer con los gobernadores de las provincias petroleras y representantes de sindicatos del sector, en la firma del acuerdo social que contempla la continuidad de los puestos de trabajo y el mantenimiento de las inversiones.
El gobierno nacional, los gobernadores de Neuquén, Chubut y Santa Cruz, las nueve empresas de petróleo que operan en esas provincias y todos los sindicatos de la actividad, firmaron ayer el primer acuerdo sectorial en el que se asume el compromiso de que no habrá despidos ni suspensiones de personal, no se harán nuevas paritarias, se mantendrán los actuales niveles salariales y mejoras acordadas con anterioridad, y se cumplirán las inversiones comprometidas. El acuerdo rige por seis meses con la posibilidad de ser prorrogado por igual plazo. La iniciativa es de significativa importancia para el gobierno de Cristina de Kirchner y para las provincias, porque la abrupta caída del precio del petróleo en el mercado internacional, amenazaba la continuidad de la actividad.

Esto es así porque, según las productoras, con menores precios, no llegarían a cubrir los costos de los equipos de perforación contratados en dólares, los sueldos del personal y los eventuales pedidos de las provincias para un aumento de impuesto o regalías.

El convenio tiene como contrapartida beneficios fiscales para las inversiones en aumentar la producción de petróleo y gas, a través de los tres programas creados por el gobierno: Gas Plus, Petróleo Plus y Refinación Plus. Los dos últimos implican un desembolso de u$s 8.570 millones en cinco años.

  • Iniciativa

  • El acuerdo surgió por iniciativade YPF, probablemente a instancias del gobierno, y contempla además la constitución de una mesa de diálogo permanente entre todos los actores del sector durante 2009, estableciéndose que el primer encuentro se realizará durante la primera quincena de marzo próximo.

    «Es muy bueno que ante esta crisis mundial de la que no se sabe cuáles serán los riesgos que pueda traer, comprometernos a dialogar para seguir brindando a la Argentina los volúmenes de gas y petróleo que el país necesita», dijo el ministro de Planificación, Julio De Vido, durante una conferencia de prensa en la sede de YPF, tras la firma del acuerdo.

    Las empresas que suscribieron el convenio son, además de YPF, Pan American Energy, Total, Petrobras, Tecpetrol, Pluspetrol, Oxy, Chevron y Apache.

    Por la parte sindical firmaron Federación Sindicatos Unidos Petroleros e Hidrocarburíferos, Federación Sindical del Petróleo y Gas Privado, y los sindicatos de petroleros privados de Chubut, Santa Cruz, Río Negro, Neuquén y Mendoza, además de los sindicatos de personal-jerárquico de Patagonia Austral, Neuquén, Río Negro y Mendoza.

    El acta indica que «es de interés común el mantenimiento de adecuados niveles de producción de hidrocarburos, el mantenimiento y recuperación de las reservas y el aumento de la capacidad de refinación».

    Añade que el logro de esos objetivos «dentro de un marco de paz social y ausencia de conflictos contribuirá a mantener los actuales niveles de actividad y preservar los márgenesde empleo». El texto expresó que «las partes acuerdan suspender por el plazo de seis meses las negociaciones colectivas y paritarias vigentes dentro de un marco de mantenimiento de las actuales condiciones salariales del empleo en el contexto de la actividad proyectada». También se previó que «las partes analizarán la prórroga del término de la suspensión en oportunidad de reunirse la Mesa de Diálogo», en la primera quincena de marzo.

    Dejá tu comentario