Sorpresa: estudiantes chilenos desplazan a Camila, el rostro más visible del reclamo

Edición Impresa

Santiago - Camila Vallejo, el rostro más visible de la protesta estudiantil en Chile, resultó no ser tan carismática en su propio ámbito de pertenencia. En una votación que sorprendió fuera de los claustros universitarios, Vallejo resultó derrotada por otro izquierdista en la disputa por la presidencia de la Federación de Estudiantes de la Universidad de Chile (FECH).

La joven, de 23 años, egresada de la carrera de Geografía y militante del Partido Comunista, fue vencida por Gabriel Boric, estudiante de Derecho y a la cabeza de una de las ocho listas de izquierda que compitieron en la elección realizada entre lunes y martes, y cuyos resultados se conocieron ayer. En consecuencia, Vallejo, de notable capacidad argumentativa y rostro y figura hollywoodense, ocupará la vicepresidencia.

El cómputo final le dio a Boric, de la agrupación Creando Izquierda, un total de 4.053 votos, contra 3.864 para Vallejo, de Izquierda Estudiantil. El cómputo finalizó a las 3 de la mañana y, según analistas, habrían sido decisivos en contra de Vallejo los sufragios de Medicina e Ingeniería. Tercero quedó el sello Luchar, creando universidad popular, de tendencia anarquista, con 1.816 apoyos.

«Vencimos. Ha sido una elección justa», comentó Boric tras ser proclamado como nuevo presidente de la FECH, al frente de los estudiantes de la Universidad de Chile, la pública más importante del país.

Vallejo, en tanto, le restó importancia a su derrota, resaltando el hecho de que la mesa ejecutiva de la federación -de cinco miembros- quedó compuesta sólo por militantes de izquierda. «Van a ser puramente militantes de izquierda, lo cual es un buen pronóstico», dijo Vallejo, la segunda mujer en ocupar la presidencia de la FECH en 105 años.

Desde esa tribuna, se convirtió en una de las voceras más contundentes del movimiento estudiantil que desde abril reclama por educación pública gratuita y de calidad, en una exigencia que cuenta con un amplio respaldo ciudadano.

Desde la primera marcha de protesta, el 28 de abril, los estudiantes han organizado más de 40 manifestaciones y otras formas más creativas de protesta, que golpearon la popularidad del de por sí debilitado presidente Sebastián Piñera.

Militante desde hace cinco años de la Juventud Comunista, Vallejo refrescó a ese partido, que suele obtener entre un 5% y un 8% de los votos a nivel nacional y que recién consiguió representación parlamentaria en 2009. De ojos verdes y delicados rasgos, la belleza de Vallejo fue tema recurrente de los medios y las redes sociales, y hasta un grupo popular de música le dedicó una canción declarándole su amor incondicional.

Boric, un dirigente de izquierda no militante, en una primera toma de posiciones señaló sus reparos hacia Jaime Gajardo, presidente del Colegio (sindicato) de Profesores. «Somos críticos de la participación de Jaime Gajardo en el movimiento estudiantil, pero el Colegio de Profesores es soberano para elegir los representantes que estime convenientes, y sabemos que nos tendremos que relacionar con quienes ellos decidan», indicó.

Los estudiantes buscan derribar el sistema educativo heredado de la dictadura de Augusto Pinochet, en el que sólo un 40% de los escolares secundarios accede a educación pública gratuita, sin que exista esa posibilidad a nivel universitario.

El Gobierno de Piñera envió en las últimas semanas al Congreso cuatro proyectos de ley para hacer frente al reclamo estudiantil, que no contemplan sin embargo la modificación radical del sistema que exigen los estudiantes.

Las elecciones de la FECH, la más poderosa de las federaciones de estudiantes de Chile, tuvieron este año una alta afluencia, con más de 12.000 electores, cerca de un 50% del padrón.

Agencias AFP, ANSA y EFE

Dejá tu comentario