Universidad y memoria: desclasifican las actas de consejos de rectores durante la dictadura

Información General

Para el rector de la Universidad de Rosario es otro acto más de reparación. Ratifica la construcción histórica de las Universidades por Memoria, Verdad y Justicia.

El rector de la Universidad Nacional de Rosario (UNR), Franco Bartolacci, resaltó la decisión adoptada por el Consejo Interuniversitario Nacional (CIN) de desclasificar los archivos de los consejos de rectores durante la última dictadura cívico-militar y consideró que las universidades públicas “sostienen la política de Memoria, Verdad y Justicia”.

Bartolacci sostuvo que la resolución de poner a disposición de los organismos de derechos humanos las actas de los interventores militares durante la última dictadura cívico-militar “es muy oportuna y un acto de reparación más frente a la brutalidad y la barbarie de la dictadura”.

Durante su participación en el Programa Desde el Conocimiento (DEC) que se emite por C5N, destacó que además “pone en evidencia esa construcción histórica de las universidades públicas de sostener las políticas de Memoria, Verdad y Justicia para hacer posible el Nunca Más”.

“Como coordinador de la Red Interuniversitaria de Derechos Humanos me produce mucho orgullo que podamos avanzar con esta decisión que no es más que hacer público cómo los interventores designados por la propia dictadura compartieron alrededor de 23 reuniones durante la dictadura”, graficó.

El rector de la UNR explicó que en esos encuentros “participaban los miembros y representantes de las Fuerzas Armadas y se constituían actas que son las que vamos a hacer públicas”.

“Ponen en evidencia el nivel de complicidad, de conocimiento y planificación de las políticas represivas y persecución hacia la comunidad educativa”, añadió.

Bartolacci consideró que “es muy difícil poder explicar la historia de nuestro país sin referirnos a las permanentes interrupciones del orden democrático” y agregó que también “es muy difícil explicar la historia de las universidades sin hacer referencia lo que tuvo que vivir la comunidad en la etapa más oscura y trágica que vivió nuestro país”.

Además, resaltó el trabajo de la Red Interuniversitaria de Derechos Humanos y “de la jerarquización y centralidad que a estas políticas de Memoria, verdad y Justicia se le está dando en este tiempo histórico en el que vivimos y que permite que podamos garantizar la formación en derechos humanos a nuestros docentes e investigadores”.

“La memoria no es una fotografía sobre un momento que pasó y tenemos que olvidarlo sino que es una construcción permanente y, con nuestras comunidades propias, tenemos mucho para hacer y para aportar hacia afuera”, consignó.

Bartolacci detalló que “muchas veces eso que pasó que también fue consecuencia de la complicidad de la sociedad civil se mantiene oculto, solapado o con vergüenza pero cada tanto aparece” y resaltó que “es ahí donde la Universidad tiene que aparecer para volver a decir Nunca Más”.

La decisión de desclasificar las actas la adoptó el flamante titular del Consejo Interuniversitario, Rodolfo Tecchi quien explicó que estas actas permitirán “ver claramente cómo llegaban las instrucciones para los rectores por parte de la Junta Militar, mediante el Ministerio de Educación”.

Agregó que en un principio los rectores “eran efectivos militares, pero luego fueron designados rectores con más vinculación al ámbito de la universidad que, de igual manera, no podían no saber de las desapariciones de estudiantes y docentes ya que estaba relacionada la política de represión con las cosas que sucedían dentro de las universidades”.

Por, ello desde el CIN resolvieron dar a conocer estas actas y ponerlas a disposición de los diferentes organismos de derechos humanos, como así también favorecer la investigación por parte de la misma comunidad universitaria de nuestro país.

Dejá tu comentario