Reino Unido evalúa prohibir el 5G de Huawei por presión de EE.UU.

Mundo

Londres - El Reino Unido está listo para prohibir el uso de la tecnología china de Huawei en su red 5G ya este año por razones de seguridad, lo que implica un violento volver sobre sus pasos del premier Boris Johnson.

Es que en enero pasado, el primer ministro tory había permitido al coloso oriental de la telecomunicaciones jugar un papel limitado en la nueva red de telefonía móvil británica, desafiando la presión de Estados Unidos, que anhelaba un corte de la relación Londres-Pekín.

El giro del gobierno de Londres podría deberse a un estudio que se presentará a Johnson esta semana desde la agencia gubernamental que se ocupa de la comunicación e inteligencia (GCHG, por sus siglas en inglés).

Lo nuevo indagado reconsideraría la garantía proporcionada en ese momento sobre la seguridad de las tecnologías del gigante asiático. En la nueva opinión, las sanciones aplicadas por la Casa Blanca a Huawei obligarán a la compañía a utilizar tecnología china “poco confiable”.

La noticia por ahora es solo una indiscreción, informada por los periódicos Sunday Telegraph y Sunday Times y también confirmada por otros medios británicos.

No tardó en llegar la respuesta picante de Huawei, a través de la boca de su gerente de medios internacionales, Paul Harrison. La empresa acusó a Londres de tomar decisiones a partir de las directivas dictada por la administración de Donald Trump. “¿Acaso EE.UU. no debería respetar a un Reino Unido que en la era posterior al brexit pueda elegir su propia estrategia de telecomunicaciones?”, se preguntó Harrison.

Además, en los últimos días el ocupante del número 10 de Downing Street había alimentado la especulación sobre una inminente punto de inflexión en este asunto, declarando que no quieren “vendedores” de un gobierno potencialmente hostil “al frente de la infraestructura nacional crucial”.

Exactamente esa es la cuestión alegada por Washington en los últimos meses para presionar duro sobre los aliados de la OTAN,en la dirección de una prohibición total contra Huawei, acusada por la administración de los Estados Unidos de tener vínculos con los servicios secretos de Pekín.

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario