Papeleras: liberarían esta semana todos los pasos hacia Uruguay

Política

Obvio que cuando un conflicto escala en agresividad se está casi siempre en el preámbulo de una solución. Desde anoche se discute en los piquetes de ambientalistas de Gualeguaychú y Colón levantar los cortes. Por los canales de la diplomacia discreta se avanzó más hacia un encuentro de Néstor Kirchner y Tabaré Vázquez que tiene que ocurrir, para la Argentina, antes del 4 de mayo (fecha de una reunión del mandatario uruguayo con George W. Bush). ¿Qué cambió? Primero, que trascendió que la Iglesia podría mediar entre las partes. Más en lo prosaico, la amenaza del Banco Mundial de frenarle créditos hace ahora que la finlandesa Botnia entregue la información sobre contaminación que antes ocultaba.

Las Asambleas Ambientales de Colón y Gualeguaychú comenzaron a debatir la posibilidad de levantar los cortes de las rutas internacionales que unen la Argentina con Uruguay, bloqueadas desde hace 10 días en Gualeguaychú y una semana en Colón. Coinciden en que quieren acompañar la presentación judicial que hará el gobierno ante el Tribunal Internacional de La Haya en donde se pedirá la suspensión de las obras. Frente a esa posibilidad evalúan que los cortes son contraproducentes y sostienen que la mejor opción para apoyar la medida oficial es dejar libre los pasos fronterizos.

En Colón, los asambleístas se reunieron anoche para efectuar nuevamente una votación y decidir en las próximas horas si finalmente levantan el corte, mientras que en Gualeguaychú el tema se debatirá hoy cuando vuelva a reunirse la asamblea en la zona de Arroyo Verde.

El ambientalista Martín Alazard dijo que se está «evaluando» -en conjunto con asesores legales- la propuesta realizada por Cancillería argentina acerca de levantar la medida de fuerza para «liberar el camino a La Haya».

«Estamos evaluando eso, pero es evidente que nuestra medida fue tomada ante la burla de Botnia de parar sólo por diez días. Entonces nosotros también dijimos de cortar por esos diez días. Después de Semana Santa, charlaremos...», aclaró Alazard.

La posibilidad de que esta semana queden liberados esos pasos dará un respiro al gobierno nacional y a la Cancillería, que seguros de las dificultades que los bloqueos acarrean en la negociación, realizaron varios intentos para neutralizarlos en reuniones que mantuvieron con dirigentes entrerrianos llegados hasta Buenos Aires por expreso pedido del jefe de Gabinete, Alberto Fernández, y el canciller Jorge Taiana.

La decisión de los habitantes de Gualeguaychú y de Colón fue alentada por el informe ambiental difundido el martes pasado por el Banco Mundial, que sugirió la necesidad de profundizar los monitoreos medioambientales y condicionó el otorgamiento de los créditos para la finalización de las obras.

Mientras permanezcan bloqueados los puentes a esa altura de Entre Ríos el único paso terrestre hacia Uruguay es el de Concordia, localizado sobre la represa de Salto Grande, que comunica a esta ciudad argentina con Salto.

Precisamente la zona exhibió en Semana Santa un inusual movimiento de vehículos, especialmente de los uruguayos que eligieron visitar alguna ciudad argentina durante la Semana de Turismo. Ese incremento de tránsito se notó aun más en la Ruta 14, columna vertebral del Mercosur, atestada de autos y camiones desde Concordia hasta la zona de Zárate, en Buenos Aires.

Vicky Scheurman, integrante de la Asamblea Ciudadana Ambiental de Concordia explicó que la forma de manifestarse en contra de las papeleras en esa ciudad «es distinta», puesto que -según dijo- «se nació con la idea de respetar la vía del derecho y de la concertación».

Dejá tu comentario