Edición Impresa

Un poco “Robocop”, un poco psicobolche

"Chappie" (íd., Sudafrica-Mexico-EE.UU., 2015, habl. en inglés) Dir.: N. Blomkamp. Int.: S. Copley, D. Patel, H. Jackman, S. Weaver.

El director Neil Blomkamp consiguió un raro aporte a la ciencia ficción con "Sector 9", que comparaba la situación de unos marcianos en un futuro cercano con la de los inmigrantes ilegales del mundo actual, combinando así lo fantástico con lo testimonial.

Con "Chappie" intenta una fusión similar, sólo que no le sale tan bien. Por momentos, el resultado se podria describirse como la idea tan incongruente de practicar una variación psicobolche de "Robocop". De hecho, la mención del film de culto de Paul Verhoeven no es nada gratuita, dado que el protagonista, el Chappie del titulo, es un robot policial con el chip alterado para desarrollar una conciencia propia. Además, hay otro robot gigantesco que, detalle más detalle menos, parece calcado de uno de los rivales clásicos del ultraviolento Robocop.

La película tiene algunos detalles interesantes, sobre todo al principio, cuando describe los problemas de inseguridad que sufre el mundo en un futuro cercano, lo que lleva a la necesidad de desarrollar robots policíacos. La primera escena que muestra la eficacia de este nuevo cuerpo robótico es una impactante combinación de super acción con ciencia ficción pero, lamentablemente, luego la trama se enmaraña con una disputa entre delincuentes que lleva a la modificación del chip de uno de estos robots, que se convierte en "Chappie", que tiene la ingenuidad de un niño pero la fuerza de un robot, mezcla que no es buena cuando la criatura en cuestión está siendo criada por criminales.

Hay algunas escenas divertidas con los ladrones explicándoles al robot humanizado juegos absurdos para convencerlo de que participe en sus fechorías, algunas de las cuales están bien filmadas. Sólo que luego el guión se concentra más en los conflictos existenciales del protagonista y el asunto se vuelve un tanto errático, al menos hasta un final a toda acción qe llega un poco tarde, dadas las dos horas de duración del film. Hay buenos actores no muy bien aprovechados, aunque el que actúa eficazmente dándole voz y movimientos al robot es comptatriota del director, Shartlo Copley.

D.C.

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario