Dura respuesta de De Vido y Casamiquela a la Sociedad Rural

Campo

El ministro de Planificación Federal, Julio De Vido, salió al cruce del titular de la Sociedad Rural Argentina (SRA), Luis Etchevehere, y tras señalar que "la verdadera década dilapidada fue la neoliberal", evaluó que "hay algunos silencios que resultan sospechosos".

El funcionario consideró que "ante una postura tan manifiestamente contraria a este modelo de crecimiento con inclusión, que inició Néstor Kirchner y continúa Cristina Fernández de Kirchner, como la que expresó la Sociedad Rural Argentina ayer, es fundamental que los dirigentes con aspiraciones electorales y de continuar este modelo planteen su posición y su rechazo a los dichos de Etchevehere".

A la vez, De Vido sostuvo que "los fondos buitre son el resultado del modelo neoliberal que endeudo el país y al que quiere retornar el titular de la Sociedad Rural y quienes lo aplaudieron de pie".

En ese sentido, en un comunicado señaló que "es necesario expresar posiciones en forma contundente, porque si no se es cómplice de quienes promueven una nueva depredación de la Argentina y un nuevo endeudamiento como la de la década del ´90".

Luego de las críticas que vertió este sábado Etchevehere durante la inauguración de la 128 Exposición Rural de Palermo, De Vido acusó a la Sociedad Rural de haber sido "cómplice" de la "entrega" del patrimonio del Estado al sector privado durante la década de los 90.

"Es curioso que la Sociedad Rural se muestre preocupada por la corrupción, cuando el propio Etchevehere habló desde uno de los lugares emblemáticos de la década de la degradación neoliberal, a la que homenajean permanentemente", sostuvo De Vido.

En ese sentido, señaló que la entidad agropecuaria "manoteó al Estado" el predio de Palermo, "adquiriéndolo a precio vil a funcionarios igual de corruptos que ellos, en una operación de compraventa espuria que el gobierno nacional anuló en 2012 y hoy aguarda su resolución en la Justicia".

Indicó que "nada refleja mejor la Argentina por venir de Etchevehere que la imagen del cuidador durmiendo al lado una vaca, como ocurre en sus campos, que mostró el diario Clarín en su portada" el sábado.

Y consideró que "la verdadera década dilapidada fue la neoliberal, cuando se entregó el patrimonio del Estado con la complicidad y el aplauso permanente la Sociedad Rural Argentina".

De Vido sostuvo que "es mentira que se hayan dilapidado reservas energéticas" y recordó: "Cuando asumimos en 2003 había un horizonte de 12 años para petróleo y 9 años para gas pero con un autoabastecimiento trucho que era producto de una desocupación superior al 25 por ciento y un índice de pobreza que llegaba al 60 por ciento".

Por su parte, el ministro de Agricultura, Carlos Casamiquela evaluó que "el balance que presentó Etchevehere sobre el desempeño del sector en la década pasada es, en el mejor de los casos, incompleto".

"No sé si esa mirada sesgada y parcial es producto de la ignorancia o de la conveniencia, pero sí sé que todo debate responsable parte de un análisis de la realidad objetivo y desprovisto de distorsiones", afirmó Casamiquela.

Etchevehere había acusado al Gobierno de protagonizar una "década depredada" y de actuar con "soberbia e ignorancia", a la vez que confió en que si hay un giro en las políticas oficiales en una próxima gestión "lloverán miles de inversiones en el suelo fértil de toda la patria".

Tras ello, Casamiquela remarcó que "los logros obtenidos por el sector agropecuario han sido instrumentales para superar una de las más profundas crisis económicas y sociales que ha vivido nuestro país".

Sostuvo, también, que el valor de la tierra ha "aumentado considerablemente, lo que en definitiva refleja el proceso de capitalización de los productores".

El ministro sostuvo que "el balance de Etchevehere se centra en la disminución del rodeo vacuno, pero nada dice de las sequías e inundaciones, del hecho de que la ganadería ha perdido 15 millones de hectáreas a manos de la agricultura, o que una parte importante se ha visto desplazada de la región pampeana a áreas marginales".

Y añadió: "Mucho menos menciona que indicadores de eficiencia básicos como el porcentaje de destete permanecen casi inalterados desde hace 60 años, independientemente del gobierno de turno".

Dejá tu comentario