Copa Davis: Argentina despidió a Gaudio con victoria y el regreso buscado

Deportes

Argentina superó 3-1 a Bielorrusia y accedió a los Qualifiers 2022 para buscar un lugar en las Finales. El "Gato" confirmó que esta fue su última serie como capitán.

El domingo comenzó gris, frío, más parecido a un otoño sombrío que a la inminente llegada de la primavera. La amenaza de convertirse en un día negro sucumbió al fervor de las tribunas. Al borde de caer al precipicio, Argentina sacó adelante una serie de Copa Davis ante Bielorrusia que lucía favorable y estuvo cerca de convertirse en una catástrofe.

Por rankings y experiencia, el equipo capitaneado por última vez por Gastón Gaudio pasó demasiados momentos de zozobra para superar 3-1 a los europeos, una selección que por diferentes motivos no trajo a sus mejores jugadores y el juvenil Daniil Ostapenkov hizo temblar los cimientos del BALTC.

No sólo humilló a Diego Schwartzman el sábado en el primer singles, sino que le plantó batalla, junto a Erik Arutiunian, a Horacio Zeballos (N°7 del mundo) y Máximo González (9° en la carrera al Masters), dos de los mejores doblistas del mundo.

La dupla argentina necesitó todo su oficio para vencer a los dos juniors visitantes. Es que Zeballos tiene 36 años y “Machi” 38, contra los 18 de Ostapenkov y los 16 de Arutiunian. Tras un primer set con presión y erráticos, la dupla argentina corrigió el rumbo justo a tiempo para imponerse 5-7, 6-2 y 6-2.

Como si el duelo ante el “Peque” no hubiese terminado nunca, Ostapenkov imponía su estilo agresivo para complicar a los locales. Pero Zeballos jugó un partido aparte: fino, rápido en la red y con ánimos para levantar a la gente y a su propio compañero, empujó a Argentina para desnivelar la serie a su favor y quedar match point.

https://twitter.com/CopaDavis/status/1439644746046230540

“Después de perder el primer set, pensé que teníamos que liberar un poco los nervios, porque tenísticamente estábamos jugando bien, pero no podíamos aprovechar las oportunidades”, apuntó el marplatense.

A los pocos minutos, Schwartzman ingresó a la cancha central con la serie a favor y el aliento del público, que intuyó la necesidad del “Peque” de recuperar su mejor versión tras la impactante caída del sábado.

Fue un partido totalmente diferente al que abrió la serie con Bielorrusia. Alexander Zgirovsky, 1233 del ranking ATP, no le planteó oposición alguna. Esta vez, el estilo agresivo y bombardero del visitante no surtió efectos y “Peque” le tiró la chapa encima. El grito del final, desahogo necesario, fue la evidencia del malestar que le generó al porteño la derrota de la víspera y que provocó lágrimas una vez consumada la victoria dominical.

“Fue difícil el rendimiento. Puede ser y tiene que ser mucho mejor. Tuve un día complicado en lo anímico para poder levantar y disfrutar con el grupo. Lo más normal era que ganemos. Cuando tenés un día muy complicado en el trabajo, como fue el sábado, te emociona un poco porque tenés retenido algunas cosas internas”, explicó el “Peque” en conferencia de prensa.

Si bien el 15° jugador de la ATP estuvo fastidioso y enmarañado en su propia bronca, el 6-1 y 6-2 le devolvió la satisfacción del deber cumplido. El público, revitalizado tras la larga ausencia, lo acompañó en todo momento.

Argentina coqueteó con una derrota de proporciones históricas, de esas imposibles de imaginar en toda circunstancia. Pero así como estuvo a un paso de la eliminación, ahora tiene asegurado su regreso al Grupo Mundial.

A comienzos de marzo de 2022 jugará los Qualifiers para acceder a las Finales. Su rival saldrá de aquellos equipos que terminen entre el puesto 5 y 18 de la definición de esta temporada (es decir, los que no lleguen a semis, que acceden directo) y los que se impusieron en esta misma reclasificación que superó Argentina. Vale aclarar que de estos grupos se invitarán a dos países para el certamen.

https://twitter.com/AATenis/status/1439625251877494789

No es la única duda con la que lidiará Argentina en las próximas semanas. Gaudio vivió su última serie como capitán luego de tres años y seis series. El camino a la sucesión indica a Guillermo Coria como próximo entrenador nacional, con los Qualifiers como primer gran examen, a pocos días de las elecciones en la AAT.

“Fue mi última serie, una etapa muy linda, unos tres años increíbles. Volví a sentir una adrenalina que no sentía desde que era jugador”, sostuvo Gaudio todavía en la cancha para confirmar su despedida como capitán.

Argentina ya dejó atrás a Bielorrusia y queda a la espera del próximo rival para iniciar el rumbo a las Finales 2022. Hubo peligro, pero como dice el refrán, lo que no mata, fortalece.

Dejá tu comentario