La economía de Afganistán colapsaría más rápido de lo previsto

Economía

La nueva crisis política, en parte por la toma de poder de los talibanes, lleva a un panorama de desequilibrio y fragilidad nacional.

Afganistán se dirige hacia un colapso económico que corre el riesgo de sumir al país en una nueva crisis política, advirtió el sábado el ministro sueco de Cooperación Internacional.

El territorio afgano está sumido en una crisis tras la caída del gobierno respaldado por Occidente y la toma del poder por parte de los talibanes en agosto, lo que supuso el fin abrupto de miles de millones de dólares de ayuda para su economía.

"Mi preocupación es que el país está al borde del colapso y ese colapso está ocurriendo más rápido de lo que pensamos", dijo Per Olsson Fridh en Dubái, donde advirtió de que la caída de la economía podría proporcionar un entorno para que prosperen grupos terroristas.

La Unión Europea de 27 países, entre los que se encuentra Suecia, ha aumentado la ayuda humanitaria a Afganistán desde que los talibanes volvieron al poder, pero ha detenido su ayuda al desarrollo, una medida adoptada por muchos otros países y el Banco Mundial.

La Cruz Roja pidió el viernes a la comunidad internacional que trabaje con los talibanes, advirtiendo que los grupos de ayuda por sí solos sólo podían aportar soluciones temporales.

Suecia estaba estudiando la posibilidad de aumentar su apoyo a través de grupos de la sociedad civil afgana para garantizar los servicios básicos, dijo Fridh, pero había que convencer a otros países de que era posible hacerlo sin legitimar a los nuevos gobernantes talibanes.

Sin embargo, el país no canalizará el dinero para el desarrollo a través de los talibanes, dijo. El movimiento se ha enfrentado a las críticas internacionales por no haber respetado ciertos derechos desde que volvió al poder, como el de permitir el acceso de las niñas a la educación.

La mayoría de los países han cerrado sus embajadas en Kabul y algunos las han trasladado a Qatar, el estado del Golfo que es un interlocutor clave entre Occidente y los talibanes.

Los países europeos no están preparados para reabrir sus embajadas en Kabul, dijo Fridh, y añadió que se abrirán más misiones diplomáticas en Qatar antes de que haya una vuelta a Afganistán.

Temas

Dejá tu comentario