7 de agosto 2023 - 19:56

Presupuesto 2024: el proyecto oficial volverá a poner la lupa en beneficios a empresas

El plan económico de la oposición es llegar al equilibrio fiscal en un año. Massa se mostró a favor, y aseguró que hay que mirar las exenciones impositivas de algunos sectores. Anticipó que volverá a pedirle al Congreso que revise el gasto tributario, tal como lo planteó en el presupuesto del año anterior.

CONGRESO PRESUPUESTO 2023
NA

El precandidato a presidente de UP y ministro de Economía, Sergio Massa, anticipó que el presupuesto 2024 podría definir una meta de déficit cero, tal como plantea la oposición, pero para eso afirmó que el Congreso deberá poner la lupa en los “beneficios a empresas”. Por ese motivo, adelantó que en el proyecto de ley, que debe presentarse antes del 15 de septiembre, volverá a estar incluida una “separata”, esto es, una planilla con todos los gastos tributario desagregados, que sumados ascienden al 2,5% del PBI. En diálogo con Ámbito, economistas de Juntos por el Cambio coincidieron que se trata de un rubro a mirar para tender al equilibrio fiscal.

Massa adelantó que el objetivo de Economía es cumplir con las metas de déficit fiscal primario planteadas en el acuerdo con el Fondo Monetario Internacional (FMI): 1,9% del PBI para el 2023 y 0,9% para el 2024. Sin embargo, anticipó que está dispuesto a discutir llegar al equilibrio fiscal: “Si quieren déficit cero, les voy a mandar un listado de beneficios a empresas y que el Congreso defina cuál recortan”, aseguró el ministro y candidato en una entrevista radial.

Alcanzar el déficit cero en 2024 es una de las principales propuestas del armado económico de Juntos por el Cambio, tanto en el equipo de Patricia Bullrich como en el de Horacio Rodríguez Larreta. La mirada es que la principal causa de la inflación es fiscal, en un contexto donde faltan mecanismos de financiación para el Estado. Además, en el equipo de Larreta que encabeza el economista Hernán Lacunza, lo ven como una condición necesaria antes de levantar el cepo cambiario.

Massa se mostró a favor de esta idea, pero pidió discutir los “beneficios a empresas”. Para eso, adelantó que volverá a enviar, en el proyecto de ley de presupuesto 2024, la misma “separata” que envió en el 2023. Se trata de un archivo de 8 páginas en la que se detalla el gasto tributario, esto es, el monto de ingresos que el Estado deja de recibir cuando se le otorga un tratamiento impositivo distinto a la legislación tributaria.

Sin embargo, Massa se quejó del accionar del Congreso durante la votación del presupuesto 2023: “No quisieron discutir la separata de los beneficios a empresas. Este año voy a volver a mandarla. Si queremos ir a déficit cero en 2024, cortemos 1 punto por ahí”, comentó. “Mientras ustedes pagan impuesto a las Ganancias en su sueldo, los directores de bancos no pagan ganancias por su salario”, agregó.

Lo que planteaba este archivo, titulado “separata”, es que el total del gasto tributario para 2023 ascendía a 2,49 puntos del PBI. Esto está dividido por un lado en cómo se aplican los impuestos (asciende a 1,81 puntos del PBI). Allí se ubican exenciones en el pago del impuesto a las ganancias en el Poder Judicial, o en algunas instituciones bancarias y empresas aseguradoras. También hay alícuotas reducidas de IVA en empresas de medicina prepaga y exenciones en el impuesto a los bienes personales en inmuebles rurales.

Por otro lado, se encuentra el gasto tributario por los regímenes de promoción económica, que para este año estaba proyectado en 0,68% del PBI. Allí se ubican los regímenes de promoción industrial, de la actividad minera, de Tierra del Fuego, de la economía del conocimiento, de energías renovables, de autopartes, entre otros.

Fuentes de Juntos por el Cambio consultados por Ámbito aseguraron que el gasto tributario será uno de los sectores donde mirarán para alcanzar el déficit cero en un año. De hecho, Silvia Lospennato, segunda en la lista de diputados de Larreta, aseguró en una entrevista en Futurock: “Las exenciones fiscales del presupuesto nunca se trataron. Es un buen lugar para empezar a revisar. Hay que llegar al equilibrio siendo lo menos doloroso posible”.

Ante la consulta de cómo se va a alcanzar el déficit cero en un año, la respuesta de uno de los economistas dentro de los armados del plan económico fue: “No hay una bala de plata, se va a tocar todo”. Por un lado, fuentes consultadas aseguraron que hay grandes rubros donde se podría recortar, como los subsidios a las tarifas y al transporte, los regímenes jubilatorios especiales, la superposición de planes, las empresas públicas, las transferencias a las provincias y los gastos de capital. “Los gastos tributarios se pueden mirar y achicarse, pero no son el grueso. No hay una sola partida, van a tener que ser medidas generalizadas”, explicó otro economista que prefirió no ser mencionado.

Dejá tu comentario

Te puede interesar